9 de mayo de 2014 / 03:00 p.m.

En el año 2007 Esther Alvarado, regresó a México para regularizar su estado migratorio, Pero las autoridades de Estados Unidos le negaron el reingreso a este país, por lo que todo ese tiempo tuvo que vivir en la ciudad de Tijuana.

Ella fue una de las 150 personas que fueron entregadas en la garita de Otay Mesa para pedir asilo político como parte del movimiento "Bring them home", "Llevarlos a casa".

Mexicana de nacimiento, pero su corazón se encontraba en la ciudad de San Diego, California, lugar donde se encontraban sus hijos y sus nietas.

Jorge Narvaez utilizó las redes sociales para poder apoyar a su madre y lo hizo interpretando junto con su hija Alexa, el tema "home" y lo subió a su canal de Youtube...

Al día de hoy este video tiene más de 27 millones de visitas.

Esta semana, Esther le fue otorgado un permiso para poder pelear su caso en los Estados Unidos y con esto se abrió la puerta que le impedía reunirse con toda su familia, pues esa separación le provocó la aparición de un tumor en el estómago.

Pero aun así no perdió la esperanza y sus plegarias fueron escuchadas…

Tras salir de las oficinas de la Corte Federal, ya la esperaban, todos estaban impacientes por abrazarla luego de ocho largos años.

Alexa completamente feliz....

Jorge tiene a su madre cerca para poder celebrarla el próximo día 10.

Tanto Esther como sus hijos esperarán una nueva cita ante un juez en San Diego con la esperanza de que escuche su solicitud de asilo político y le brinde un permiso permanente para permanecer en San Diego, junto a sus seres queridos.

La lucha no termina y ambos coincidieron en que seguirán presionando hasta que el resto de los inmigrantes que se entregaron a las autoridades federales para pedir asilo político y visas humanitarias como parte del movimiento "Bring Them Home".

Su objetivo es que todos sean liberados.

Francisco Cantú