MILENIO DIGITAL
19 de mayo de 2017 / 04:24 p.m.

CIUDAD DE MÉXICO.- Un casero en Israel ganó una disputa legal contra una pareja por un mensaje suyo que contenía una serie de emojis. El juez a cargó dictaminó que estos gráficos constituían una 'prueba de intención' y la pareja recibió una multa de 2000 dólares.

Todo comenzó cuando Yaniv Dahan contrató un anuncio clasificado para poner en renta su casa. Al poco tiempo, recibió un mensaje de la pareja en cuestión. Después de un intercambio de mensajes, Dahan tuvo la impresión de que éstos tenían la intención de rentar la casa y retiró el anuncio.

Tras un breve intercambio de mensajes, el casero dejó de recibir mensajes de la pareja. Molesto por el engaño, decidió llevar el caso a la corte. Como evidencia, Dahan presentó el mensaje que la pareja le envió, el cual hacía mención de la casa y contenía los siguientes emojis:

💃👯✌️☄️🐿🍾.”

El veredicto del juez fue que: "estos íconos transmiten gran optimismo; aunque el mensaje no constituye un compromiso legal entre las partes, el mensaje naturalmente condujo al arrendador a pensar que los acusados tenían la intención de rentar la casa".

La pena impuesta a la pareja fue de unos 2000 dólares, según el portal especializado Room 404.