AP
26 de diciembre de 2015 / 07:45 p.m.

Arizona.- Como si la hubieran sacado del cuento de "Hansel y Gretel", una casa gigante de pan de jengibre construida con centenares de kilogramos (libras) de azúcar y especias ha atraído huéspedes a un hotel del sur de Arizona.

Igual que en el cuento, los visitantes pueden ingresar gratuitamente y sentarse al lado de una chimenea encendida, pero sin que los aceche ninguna bruja malvada. Lo que sí hay es un camarero y un menú de tres platos.

Un equipo de pasteleros del Ritz-Carlton de Dove Mountain, en la localidad de Marana, decidió construir la vivienda de pan de jengibre para que fuera más que una exhibición esta temporada navideña.

La "casa" de 5,8 metros (19 pies) de alto funciona desde el mes pasado como comedor privado y se convirtió en un valioso bien raíz; claro, sólo en el ámbito de la atención que ha adquirido.

No se paga para entrar en ella, pero por 150 dólares se puede reservar. Tiene cupo para seis personas sentadas y las comidas y bebidas que se ordenen son llevadas desde la cocina del hotel. La tarifa por disfrutar de la chimenea no incluye las comidas.

La idea de construir una casa de pan de jengibre de tamaño real en la que pudieran entrar personas o salir del lugar había suscitado escepticismo, incluso entre algunos empleados del hotel.

Sin embargo, el jefe de pastelería del hotel, Daniel Mangione, confiaba en que era posible construirla.

"Hay muchas casas de pan de jengibre por ahí pero por lo general solo se trata de la fachada y se olvidan del interior", declaró Mangione. Sin embargo, este año queríamos ver si podíamos hacerla diferente", agregó.

La casa, erigida desde el Día de Acción de Gracias, será demolida después del domingo. Sin embargo, Mangione afirmó que volverán a construir otra para la próxima Navidad.

Los ingredientes de la casa incluyeron 91 kilogramos (200 libras) de polvo de jengibre, 181 kilos (400 libras) de miel, 22,5 kilos (50 libras) de canela y 4,5 kilos (10 libras) de nuez moscada.

casa
Dentro de la casa caben 6 personas. | AP
CASA
Volverán a construir una para la otra Navidad. | AP