3 de octubre de 2014 / 12:36 p.m.

San Francisco.- La política de Facebook requiere que sus usuarios usen su nombre real: "exigimos a todo el mundo que indique su nombre verdadero para que siempre sepas con quién te conectas. Esto ayuda a mantener segura la comunidad. El nombre que uses debe ser tu nombre verdadero, tal como aparece en tu tarjeta de crédito, permiso de conducir o carné de estudiante". La plataforma permite agregar un nombre alternativo al perfil, mismo que aparece entre paréntesis debajo del nombre real.

La medida fue mal recibida por diversos usuarios, como activistas, artistas y miembros de la comunidad LGBTT. Algunos de ellos migraron a la nueva red social libre de censura y anunciantes Ello, otros, decidieron luchar en contra.

La reconocida drag queen Sister Roma y Rudy Campos, miembro abiertamente gay de la Junta de Supervisores de San Francisco, se reunieron con ejecutivos de la red social en septiembre pasado para discutir el asunto. Facebook mantuvo su postura y aseguró que mantendría las cuentas activas a lo largo de dos semanas para permitirles a sus usuarios dar su nombre real.

Rudy Campos declaró entonces que la decisión de Facebook era contradictoria "aseguran que intentan crear un ambiente seguro, pero Roma y otros saben de personas que han escapado de parejas abusivas y su única salida fue Facebook".

Sister Roma declaró en un comunicado de prensa que "el asunto es mucho mayor que una bola de drag queens quejándose porque no pueden usar su nombre artístico. La política es discriminante y potencialmente peligrosa para variedad de usuarios de Facebook, incluyendo mujeres abusadas, adolescentes bulleados, activistas políticos, trabajadores sexuales y especialmente, miembros de la comunidad transgénero; todos ellos ejemplos de quienes usan pseudónimos para asegurar su seguridad y privacidad".

Sin embargo la compañía se comprometió a sostener una segunda reunión, misma que se llevó a cabo este miércoles. Al terminar, Chistopher Cox, jefe de producto de Facebook, publicó un mensaje en el que aseguró que los usuarios afectados podrán regresar a usar sus alias.

“Quiero disculparme con la comunidad afectada de drag queens, drag kings, transgénero y extensa comunidad de amigos, vecinos y miembros de la comunidad LGBT por las dificultades que les hemos hecho pasar las últimas semanas.

Nuestra política nunca fue obligar a todos en Facebook a usar su nombre legal. El espíritu de esta era que todos usaran su nombre auténtico, el que usan en la vida real. Para Sister Roma, ese es Sister Roma, para Lil Miss Hot Mess, es Lil Hot Mess. Parte de lo complicada que ha sido esta conversación es que apoyamos completamente a ambos individuos, y a todos los afectados por esto.

Gracias a lo sucedido, estamos encaminados a construir mejores herramientas para autentificar a las Sister Romas del mundo sin abrirle Facebook a malos actores. Estamos tomando medidas para brindar un mejor sistema de atención a clientes para quienes son reportados para manejar la situación de manera menos abrupta y más meditada.

FOTO: Twitter

ANA CECILIA ESCOBAR / MILENIO DIGITAL