MULTIMEDIOS DIGITAL
26 de diciembre de 2016 / 06:38 p.m.

ESPECIAL.- Lo que sólo sería un festejo viral y peculiar se pintó de tragedia.

En la anunciada carrera de caballos, parte destacada de los XV de Rubí Ibarra García, dos personas resultaron lesionadas de gravedad.

La competencia, que se realizó en Laguna Seca, siguió tras la misa. Todo estaba dispuesto para ser un colorido festejo multitudinario.

La policía trataba, sin mucho éxito, de ordenar a los presentes previo a la carrera, pues no había vallas o seguridad adecuada.

Félix Peña, habitante del poblado de Jesús María de Villa de Guadalupe, San Luis Potosí, quien desde niño fue jinete profesional y tenía caballos cuarto de milla, fue embestido por su propio caballo “Oso Dormido” y cayó gravemente herido.

La gente corrió en su ayuda y la Cruz Roja llegó al instante para asistirlo. Fue trasladado de emergencia al hospital del municipio de Charcas y, aunque fue dado por muerto, esta información no ha sido confirmada, sólo el que iba en estado crítico.

Por otra parte, una mujer cuyo nombre y estado de salud se desconoce, fue atropellada por otro caballo. De ella se supo después que sufrió una fractura expuesta.