MULTIMEDIOS DIGITAL
10 de noviembre de 2017 / 02:16 p.m.

ESPECIAL.- Ante la ola de estrellas acusadas por personajes famosos y no famosos de acoso sexual o violación, la respuesta obligada, al parecer, es que niegan que haya sucedido.

Ese no es el caso del comediante Louis C.K., acusado por cinco mujeres de conducta sexual inapropiada: él señala que es culpable.

"Quiero responder a los relatos que hicieron a The New York Times cinco mujeres llamadas Abby, Rebeca, Dana, Julia, que fueron capaces de dar sus nombres, y una que no. Estas historias son ciertas. En aquel momento, me decía a mí mismo que eso estaba bien porque nunca le enseñé mi pene a una mujer sin preguntarle primero, lo que también es cierto. Pero lo que he aprendido después en la vida, demasiado tarde, es que cuando tienes poder sobre otra persona pedirles que te vean la v.... no es una pregunta. Para ellas, es un aprieto. El poder que yo tenía sobre estas mujeres es que me admiraban. Y utilicé ese poder de forma irresponsable. He tenido remordimientos de mis actos. Y he tratado de aprender de ellos. Y huir de ellos. Ahora soy consciente de hasta dónde llega el impacto de mis actos. Ayer (el jueves) aprendí hasta qué punto dejé a estas mujeres que me admiraban sintiéndose mal consigo mismas y alerta ante otros hombres que nunca las habría puesto en esa situación", señala el comediante en un comunicado.

El caso de Louis C.K. resulta especial por aceptar las acusaciones. Se dice arrepentido, pero eso no evita las consecuencias, que se hicieron presentes de manera inmediata.

Su cinta, I Love You, Daddy canceló su premiere y, después, su estreno definitivo. HBO quitó todo su material del catálogo On Demand y no renovará sus contratos. Netflix, por su parte, ya no producirá su nuevo especial.



pm