24 de septiembre de 2013 / 10:17 p.m.

Naciones Unidas - El presidente Barack Obama aceptó el martes la búsqueda del nuevo gobierno iraní­ de una "trayectoria más moderada", al afirmar que debería ofrecer la base para un gran avance en el estancado diálogo sobre el tema nuclear de Irán con Naciones Unidas y Estados Unidos. El mandatario estadounidense señaló la voluntad de establecer un contacto directo con los líderes de Irán, y asignó su secretario de Estado John Kerry la tarea de buscar esos caminos diplomáticos con Teherán. "Los obstáculos pueden llegar a ser muy grandes, pero creo firmemente que la vía diplomática debe ser probada", dijo Obama durante su discurso ante la Asamblea General de la ONU. En su discurso ante la Asamblea General de la ONU, Obama también emitió un severo mensaje al propio organismo internacional al decir que su capacidad para cumplir con el reto de los tiempos está siendo desafiada por la disputa sobre qué hacer sobre las armas químicas de Siria. Hizo un llamamiento al Consejo de Seguridad de la ONU para aprobar una resolución que provoque consecuencias sobre el presidente sirio Bashar Assad si no cumple un acuerdo entre Estados Unidos y Rusia para entregar su arsenal químico a la comunidad internacional. (AP)