19 de noviembre de 2013 / 02:00 a.m.

San José.- El candidato presidencial del Partido Acción Ciudadana (PAC), principal fuerza opositora en Costa Rica, Luis Guillermo Solís, pidió hoy a la mandataria Laura Chinchilla una revisión del proyecto para construir una carretera en el Caribe con un préstamo chino de casi 400 millones de dólares.Solís dijo hoy a periodistas que es necesario crear una comisión integrada por especialistas, ante una serie de dudas que han surgido en los últimos días sobre la empresa china que construirá la obra y el costo de la misma."Para el PAC, una obra tan importante y necesaria para el desarrollo del país requiere plena garantía de transparencia. Limón (Caribe) se merece una carretera que cumpla con los más altos estándares técnicos y operativos", manifestó el candidato.En los últimos días, el diputado del PAC Manrique Oviedo afirmó a la prensa que la empresa china Harbour Engineering Company Limited, a cargo del proyecto, ha sido señalada por incumplimientos en varios países e incluida en "listas negras" de organismos internacionales.Además, que el costo de la carretera podría ser inferior a lo que se ha estipulado en el proyecto.El candidato del PAC también hizo énfasis en la necesidad de que la empresa contratada emplee a ciudadanos de Limón, una de las provincias más pobres de Costa Rica, y que no otorgue todos los puestos a trabajadores chinos."La ampliación de la carretera a Limón es una prioridad nacional. Por eso queremos tener la garantía de que la obra se realizará con transparencia y apegada a los criterios técnicos y éticos que merece Limón y el país", aseguró Solís.El proyecto, que aún no ha sido aprobado por el Congreso, consiste en la ampliación de dos a cuatro carriles de un tramo de 107 kilómetros de la principal carretera en el Caribe del país, que conecta con los puertos de Moín y Limón, por donde se mueve el 85 % del comercio internacional de Costa Rica.Las obras se llevarán a cabo con un crédito por 395,7 millones de dólares otorgado por el Banco de Exportación e Importación de China (EXIMBANK), mientras el Gobierno costarricense aportará una partida de 89,9 millones de dólares.En Limón, el Gobierno también prevé construir una refinería conjunta con China que requiere de una inversión cercana a los 1.300 millones de dólares que estaría a cargo de la estatal Refinadora Costarricense de Petróleo (Recope) y la Corporación Nacional Petrolera de China Internacional (CNPCI).Sin embargo, este proyecto está en duda pues la Contraloría General de la República ha señalado violaciones al contrato y graves deficiencias en el estudio de viabilidad.

EFE