EVA GÁNDARA | @EVAGANDARA
5 de agosto de 2016 / 11:48 p.m.

MONTERREY.- La belleza de las Grutas de García arropó el canto de Mario Monge.

El tenor llevó la majestuosidad de su música hasta un escenario natural que cobijó una velada única en la que se entonaron melodías clásicas del bel canto como "Ave María".

El regiomontano presentó un espectáculo clásico con un tono moderno al incluir invitados en su concierto como Mauricio Sánchez, de Los Claxons, y la participación de su hija Sofía Monge.

"Van a tener una noche inolvidable. Les quiero decir antes de empezar que si esperaron va a valer la pena. Tuvimos un par de contratiempos con los invitados que vienen de México, mis amigos Gualberto y Arturo Castro, pero ya estamos aquí para ofrecerles una noche muy especial que quedará grabada en un DVD", fueron las primeras palabras del cantante, quien apareció ante de la decena de asistentes al filo de las 22:20 horas.

El show comenzó con el tema "Serenata" y contó con seis músicos, entre ellos un pianista y una saxofonista.

Luego dio paso al vocalista de Los Claxons, quien junto a Monge rindió un tributo a Pavarotti.

"Perdón, voy a sacar mi celular porque no he estudiado muy bien mi latín" dijo Sánchez antes de cantar "Panis Angelicus".