18 de diciembre de 2013 / 12:27 a.m.

Bolivia.- El gobierno boliviano declaró fugitivo el martes al empresario estadounidense Jacob Ostreicher, cuya salida de la nación sudamericana fue calificada por el actor Sean Penn de operación humanitaria.

En un correo electrónico enviado a The Associated Press, Mara Buxbaum, publicista del actor estadounidense aseguró que Ostreicher "está bien, seguro y recibiendo atención médica".

"Él ha pedido que su paradero permanezca confidencial. Yo estoy con él y confirmo todo lo anterior", agregó.

En tanto, el congresista republicano por Nueva Jersey Chris Smith agradeció en un comunicado a Penn su "trabajo incansable para liberar a Jacob".

"Ha sido un camino largo y doloroso para Jacob y su familia. Él necesita tiempo para recobrar su salud y reconstruir su vida, y necesita tiempo con su familia", agregó el presidente de la subcomisión de derechos humanos en la cámara baja quien celebró tres audiencias sobre el neoyorquino y lo visitó dos veces en Bolivia.

Todavía hay pocos detalles sobre la forma como Ostreicher salió de Bolivia, mientras el gobierno boliviano reaccionó con disgusto.

La ministra de Justicia Cecilia Ayllón dijo el martes en conferencia de prensa que Ostreicher, acusado de lavado de dinero, se "ha fugado del país, salió por la frontera con Perú burlando controles migratorios el domingo en la noche y su fuga demuestra que tuvo participación en los delitos de los que se le acusan".

Añadió que el gobierno boliviano desconocía si funcionarios de la embajada estadounidense en La Paz ayudaron a salir al empresario pero dijo que por información el lunes en redes sociales de Estados Unidos "grupos de profesionales montaron un operativo grande para ayudarle a salir".

El presidente emérito de Diálogo Interamericano, Peter Hakim, dijo a la AP desconocer los detalles y prefirió no especular si Washington habría ayudado de manera alguna.

"Nunca te enterarás (si el gobierno estadounidense lo ayudó a salir). Sospecho que sí lo ayudaron, entonces fue a través de capas y capas de protección. Estados Unidos no enviaría un agente (a Bolivia). Eso sería muy difícil", agregó.

Familiares y un funcionario del Departamento de Estado de Estados Unidos que accedió a hablar bajo condición de no ser citado confirmaron la víspera que el empresario neoyorquino de origen judío llegó sano y salvo a Estados Unidos el lunes.

El congresista demócrata por Nueva York Jerrold Nadler dijo a la AP que Ostreicher "tal vez escapó, pero cualquier cosa que haya hecho se justifica porque algunos en el gobierno boliviano se comportaban como mafiosos".

"Si salió sobornando a los guardias o por el fallo de juez, está bien. No sé si podemos, pero quisiera que el gobierno estadounidense le pida explicaciones al gobierno boliviano por esto", añadió.

Ostreicher estuvo detenido más de dos años sin que se le formularan cargos respaldados por pruebas. Hace un año obtuvo arresto domiciliario nocturno y no tenía custodia policial. Su caso estaba retrasado en la justicia y causó repercusión internacional cuando Penn interpuso oficios ante el presidente Evo Morales para la libertad del empresario, que había llegado a Bolivia para invertir en agricultura y ganadería.

La denuncia de Penn ayudó a desbaratar una red de funcionarios públicos que extorsionaban a Ostreicher para facilitar su libertad a cambio de 50.000 dólares.

Penn llegó por primera vez a Bolivia en octubre de 2012 en un viaje auspiciado por el gobierno de Venezuela. Entonces el presidente Morales lo nombró "embajador de las causas nobles de Bolivia ante el mundo" y le pidió abogar por la reivindicación marítima, la despenalización de la coca y la extradición del ex presidente Gonzalo Sánchez de Lozada.

Penn regresó un mes después para visitar a Ostreicher en el penal donde estaba recluido e interceder ante Morales, a quien entregó pruebas de la extorsión que sufría el empresario por parte de funcionarios corruptos. Pero el gobierno boliviano se desencantó de Penn cuando éste solicitó en mayo en el Congreso estadounidense a auspiciadores internacionales que el rally Dakar de 2014 no pasase por Bolivia.

Ostreicher llegó el domingo a La Paz en un vuelo comercial desde Santa Cruz, donde residía, cruzó un paso fronterizo hacia Perú y desde Lima viajó a Estados Unidos la madrugada del lunes en la aerolínea LAN.

Su caso judicial comenzó cuando acusó a su socia, una ciudadana colombiana también procesada por lavado de dinero, de haberlo estafado al asociarse con un narcotraficante brasileño para la compra de tierras en Santa Cruz. Tras su denuncia fueron detenidos él y su socia y el brasileño fue deportado a su país.

Los abogados de Ostreicher en Bolivia calificaron de "equivocada" la huida porque complica la situación jurídica del estadounidense.

El presidente del Círculo Israelita de Bolivia, Ricardo Udler, negó que la comunidad judía haya ayudado a Ostreicher a huir.

"No puedo aseverar que haya habido grupos de ayuda. La comunidad judía en ningún momento tuvo alguna participación. El señor Ostreicher no frecuentaba nuestra comunidad", dijo Udler a la AP.

AP