NOTIMEX
24 de octubre de 2016 / 12:45 p.m.

MORELIA.- Para Ludwika Paleta, Arcelia Ramírez, Julio Bracho, José Ángel Bichir y Stefanie Sherk, quienes forman parte del elenco de Un Cuento de Circo & a Love Song, el trabajo de Demián Bichir como director es admirable, pues conoce las necesidades de los actores.

En charla con los medios a propósito del estreno de la ópera prima de Bichir en el marco del Festival Internacional de Cine de Morelia (FICM), Arcelia Ramírez, quien interpreta a la mamá del protagonista del filme, aseguró que Demián conoce muy bien el fenómeno de la actuación.

"Nos dio las herramientas necesarias para tener una atmósfera amorosa en el set. Es un compañero generoso, amoroso, con enorme respeto y creo que está en un momento muy pleno en su vida, algo que aporta e inspira a dar el cien y entregarnos por completo", destacó.

Por su parte, el actor Julio Bracho manifestó que Demián es un artista súper generoso, apasionado y meticuloso.

"Tenía el guión escena por escena, cuadro por cuadro. Es tu éxito", dijo.

Ludwika Paleta, quien da vida a una migrante de Polonia, compartió que ser actor representa una ventaja a la hora de dirigir.

"Sabes qué necesita el actor y tienes sensibilidad para comunicar lo que necesitas. Se agradece esa sensibilidad y cordialidad, así como empatía de actor a actor. Yo creo que lo hizo muy bien".

Un Cuento de Circo & a Love Song, dijo Bichir, es un proyecto del que hablaron durante mucho tiempo y la idea principal era presentarlo en Morelia.

"Para mí fue un honor trabajar con todos estos monstruos tan talentosos, creo que los más importantes de México, además de que son grandes amigos", expuso.

Tras mencionar que detrás de cada actor hay un director, detalló que la cinta cuenta cómo es que un niño que nace y crece en un circo, cómo se convierte en hombre a través de la música del amor.

"Es una película que transita entre México y Estados Unidos, sobre la redención del amor y los azares del destino (...) es fruto de la irresponsabilidad y es que mientras el cine no sea para salvar el mundo, todos podemos internarlo", mencionó.