27 de febrero de 2013 / 02:08 a.m.

La aprobación cuenta con el apoyo del 93 de los hispanos que hablan inglés, y si se logran 680 mil firmas podría ser peusta a votación en noviembre de 2014.

 

Miami-Fort Lauderdale.- Siete de cada diez residentes en Florida secunda la legalización del consumo de mariguana con fines terapéuticos, un apoyo que puede traducirse en su aprobación en la próxima convocatoria a las urnas en este estado, en noviembre de 2014.

"Este apoyo es extraordinariamente elevado entre los hispanos que hablan inglés, con un respaldo del 93 % de los consultados", explicó hoy a Efe Ben Pollara, uno de los impulsores de una campaña para reunir las más de 680 mil firmas que se necesitan para proponer una reforma de la Constitución de Florida que permita el consumo de mariguana por recomendación médica.

La organización Gente Unida por la Mariguana Medicinal (PUFMM, por su sigla en inglés) ha encargado una encuesta de la que se extrae que el 70 % de la población de este estado cree que debería permitirse que ciertos enfermos consuman mariguana y que los médicos puedan recetarla libremente.

De acuerdo con los datos del sondeo, realizado por Hamilton Campaigns y remitida hoy a Efe por la citada organización, sólo el 24 % de los floridanos se opone a esta propuesta e, incluso, el 56 % de los republicanos, los más reticentes tradicionalmente, la apoyan. El mayor porcentaje de apoyo se detecta en Orlando y Miami, así como entre los hispanos, los negros y las mujeres blancas.

La consulta únicamente se ha realizado entre seiscientos votantes de Florida, entre el 30 de enero y el 4 de febrero, por lo que su margen de error es de 4 puntos, pero PUFMM considera que es suficiente para mostrar un claro cambio de tendencia en este estado.

En la actualidad, 18 estados y el Distrito de Columbia ya cuentan con leyes a este respecto. La que se quiere someter a votación en Florida ("Derecho a la mariguana con fines terapéuticos") propone "permitir el cultivo, compra, posesión y consumo de mariguana para tratar el Alzheimer, caquexia, cáncer, dolor crónico y desórdenes crónicos del sistema nervioso".

También para casos de "enfermedad de Crohn, epilepsia y otro tipo de convulsiones, glaucoma, VIH/sida, esclerosis múltiple, Parkinson, espasticidad u otras enfermedades o condiciones en las que sea recomendado por un médico", una coletilla esta última que, por ser tan amplia, podría dificultar su aprobación.

La propuesta podrá ser presentada si es secundada por al menos el 8 % de los votantes que acudieron a las urnas en Florida en las anteriores elecciones presidenciales, los que supone más de 680 mil firmas, y si luego el Tribunal Supremo estatal da su visto bueno al texto.

Pese al apoyo a la "mariguana medicinal", sólo el 39 % de los encuestados considera que el consumo de esta planta debería ser legal para el conjunto de la población, con independencia del objetivo con el que se consuma.

El 49 % cree que debe seguir siendo ilegal para toda la población, mientras que el 12 % no lo tiene claro. Además, el 68 % cree que la mariguana debe ser regulada y sometida a impuestos como el alcohol o el tabaco. Para el 41 % de los encuestados la mariguana es menos peligrosa que el alcohol, aunque el 43 % cree que es la puerta de entrada al consumo de drogas más dañinas.

En cualquier caso, el 62 % considera que una persona no debe ser detenida o ir a prisión por llevar "cualquier cantidad" de mariguana y el 72 %, que tampoco se deba penalizar a los médicos que la recomiendan. De hecho, el 81 % dice que los médicos deberían recetarla sin miedo a ser detenidos o perder sus licencias para ejercer su profesión.

EFE