22 de octubre de 2013 / 11:45 p.m.

México.- Haití es de los países con menos avances en la lucha contra la mortalidad infantil, seguido de cerca por Marruecos y Guatemala, según un estudio de Save the Children, que afirma que Níger es el que más progresos ha conseguido e indica que la mortalidad infantil en el mundo se ha reducido a casi la mitad.

En un estudio titulado "Vidas en Juego", la mencionada organización analiza los avances de 75 países en el cumplimiento del Cuarto Objetivo del Milenio de la ONU referente a la reducción en dos tercios de la mortalidad infantil prevenible para 2015, lo que ya han alcanzado 25 países, incluidos algunos de los más pobres, según la ONG.

El número de niños menores de cinco años que mueren anualmente por causas evitables se redujo de 12 millones en 1990 a 6,6 millones en 2012, señala Save the Children, que advierte de que "el mundo está lejos de alcanzar dicho objetivo del Milenio.

La lista de Save the Children está encabezada por Níger, "uno de los países más pobres del mundo" pero que ha conseguido reducir las 326 muertes por cada 1.000 niños vivos que registraba en 1990 a 114 en 2012, según el informe.

En el otro extremo, Haití comparte con Guinea Ecuatorial y Papúa Nueva Guinea el último puesto (34) de la lista por tener una "reducción lenta y desigual de las tasas de mortalidad de los niños menores de cinco años y bajos niveles de inversión en salud y nutrición", según el informe.

Dentro de América Latina, Guatemala se encuentra en el lugar 30, junto con países como Gabón, Somalia o Yemen; le sigue México (27, como Mauritania, Sierra Leona o Sudán), Perú (22) y Bolivia (18, como Afganistán, Angola, Irak).

Brasil, en el puesto 15, y China, en el 5, han conseguido reducir la mortalidad infantil por debajo del 2 por ciento y se encuentran en el umbral para el fin de las muertes infantiles prevenibles, señala la ONG británica.

Save the Children alerta de que en algunas regiones, "la desigualdad está empeorando aún cuando hay progresos en términos generales".

Resalta que en África subsahariana, "un área que concentra la mitad de todas las muertes de niños en el mundo", la brecha entre menores pobres y ricos se amplió entre 1998 y 2008.

"Hemos tenido avances históricos en la lucha contra la mortalidad infantil, pero este éxito suele enmascarar el problema de los niños pobres que se quedan rezagados y, en algunos casos extremos, empeoran", afirmó el director de Campaña Global de Save the Childre, Patrick Watt.

EFE