AP
8 de junio de 2013 / 06:05 p.m.

Beijing • El hombre sospechoso de incendiar un autobús suburbano que viajaba a una próspera ciudad portuaria del este de China escribió una nota suicida diciéndose infeliz y enojado antes de morir entre las llamas, informaron el sábado las autoridades locales.

El fuego abrasó el autobús mientras éste viajaba sobre un camino en Xiamen durante la hora de mayor tráfico vehicular el viernes por la tarde, causando la muerte de 47 personas e hiriendo a otras 34.

La Policía identificó al sospechoso como Chen Shuizong después de una investigación en el lugar, entrevistas y análisis de evidencia, incluyendo la muestra de ADN, indicaron las autoridades locales en un comunicado.

En el hogar de Chen, un residente local nacido en 1954, la Policía encontró una nota suicida en la que él decía que era infeliz con su vida y que causó el incendio para ventilar su enojo.

El gobierno municipal de Xiamen emitió el comunicado el sábado por medio de los medios estatales y un mensaje de texto por Internet enviado por la Policía de Xiamen.

Después del incendio, un funcionario del Departamento de Bomberos de la ciudad que sólo proporcionó su apellido, Sun, había dicho que los cadáveres estaban apilados en el interior del autobús. Los investigadores informaron el sábado por la mañana que parecía que el fuego había sido provocado de manera intencional. Medios oficiales reportaron que las autoridades hallaron rastros de gasolina pese a que el autobús usaba diesel.