29 de abril de 2013 / 12:21 a.m.

Asunción • El presidente electo de Paraguay, Horacio Cartes, fue sometido hoy a un proceso de infiltración en un hospital de Asunción para mitigar los fuertes dolores que padece como consecuencia de una hernia discal, informó su doctor.

"Esta mañana se hizo una nueva evaluación y el equipo médico decidió que era primordial calmar el dolor, que era muy prolongado, y se hizo un proceso de infiltración, que no es una cirugía, y que duró unos 20 minutos en la sala de operaciones", explicó el médico de Cartes, Antonio Barrios, en una rueda de prensa en el hospital.

El galeno explicó que la infiltración es como una "anestesia peridural", que se aplica "en el sitio de la hernia" y con la que se inyectaron "lidocaína y corticoides para lograr la desinflamación" de la zona.

Barrios dijo que el futuro presidente de Paraguay se encuentra "en muy buen estado" y que, tras la infiltración, fue sometido a varias pruebas terapéuticas, por lo que los doctores decidieron que podía regresar a su domicilio particular.

Horacio Cartes sufre una hernia discal como consecuencia "de un movimiento brusco" durante la campaña para las elecciones del pasado día 21, por lo que los médicos le recomendaron esta semana guardar "reposo absoluto" en su casa, atendiendo apenas a las reuniones "imprescindibles".

El doctor Barrios descartó por ahora que Cartes sea operado: "Por el momento se descarta la cirugía. La hernia discal tiene un esquema de tratamiento en el que es preferible el tratamiento conservador".

Según expuso, "la cirugía se realiza en el 20 por ciento de los casos" y lo normal es seguir tratamientos con "antiinflamatorios y fisioterapia para que la hernia pueda disminuir y volver a su orificio original", reduciendo así el dolor "de forma paulatina".

Cartes deberá permanecer ahora en reposo "unas dos semanas" y posteriormente el equipo médico que lo acompaña evaluará su estado físico. "En el peor de los casos se hará una cirugía, que luego requerirá tres semanas de reposo", añadió el doctor.

El presidente electo paraguayo, del Partido Colorado, debe asumir su mandato el próximo 15 de agosto, tras haber ganado los comicios presidenciales con el 45,85 por ciento de los votos.

EFE