14 de agosto de 2013 / 09:14 p.m.

Ciudad de México • Mexicanos que viven en Egipto se sienten menos tranquilos después de este miércoles las autoridades determinaran un toque de queda en El Cairo.

Angélica de Rosas, que lleva 8 años viviendo allá explicó cómo de un día a otro su familia dejó de sentirse tranquila y la incertidumbre aumentó.

"Hasta el día de hoy lo sentimos, en los días anteriores nuestra vida había sido normal, no se había respirado esta situación de no poder salir. Vamos a ver ahora cómo se presentan los días que vienen para saber qué es lo que va a pasar y ver cómo va a cambiar nuestra vida si las cosas no se tranquilizan".

Desde hoy, Angélica, sus dos hijos y su esposo -que es egipcio- no salieron de casa.

"El toque de queda se solicitó a partir de hoy para desmantelar las manifestaciones, tuvimos esa precaución de quedarnos en casa, de no salir y no sabemos cuánto tiempo vayan a durar estos toques de queda".

Este miércoles que la policía egipcia decidió irrumpir en los campamentos de los que apoyaban al depuesto presidente Mohamed Mursi, aumentó la violencia considerablemente con enfrentamientos entre ciudadanos y la policía. Horas más tarde un portavoz del gobierno egipcio explicó en un mensaje por televisión que se aplicaría un toque de queda desde las 7 de la noche a las 6 de la mañana.

Las sensaciones que desde este miércoles experimentan Angélica y su familia son similares a las que describió Joaquín Lanz, otro mexicano que vive allá con su esposa.

"Nos sentimos bien, pero preocupados porque la situación es bastante incierta y nos apena el hecho de que un pueblo con cultura tan milenaria esté pasado por estas circunstancias, que no puedan resolverlo en mesas de diálogo y que tengan que resolverlo a estos extremos, es realmente penoso".

Joaquín expuso que entre los riesgos que se corren está el ser detenido, tras decretarse también "un estado de emergencia que le da libertad a la policía de detener a cualquiera en actitud sospechosa".

Joaquín Lanz dijo que están a la espera de que en las próximas horas se decrete estado de sitio que implicaría "limitaciones a las libertades de los ciudadanos".

ALEJANDRO DOMÍNGUEZ