11 de enero de 2013 / 05:15 p.m.

 El Duque de Palma, Iñaki Urdangarin, podría volver a comparecer ante el juez por motivos fiscales luego de que un informe de la Hacienda española en Cataluña indica que una de las empresas del yerno del rey Juan Carlos I cometió un delito contra el fisco al ocultar parte de los ingresos generados por sus actividades.

El presunto fraude podría elevarse a más de 120 mil euros, cantidad a partir de la cual la ley tipifica como delito y no como falta.

Este sería el sexto delito que se le imputará a Urdangarin, sobre quien pesan también las acusaciones de prevaricación, malversación, fraude, falsedad y blanqueo de capitales.

El pasado mes de noviembre el gobierno de las Islas Baleares reclamó, a través de la Abogacía de la Comunidad Autónoma, una fianza de responsabilidad civil de cerca de 3.8 millones de euros al Duque de Palma, Iñaki Urdangarin, y a su ex socio en el Instituto Nóos, Diego Torres, al considerar que éste es el dinero público malversado a través de los diferentes contratos obtenidos durante la legislatura del Ejecutivo de Jaume Matas, condenado a seis años de prisión.

Además, fuentes de la investigación señalaron que el Ejecutivo también reclama al yerno del rey y a su ex socio algo más de 300 mil euros por la decisión del Ejecutivo de patrocinar al equipo ciclista de Baleares.

A esta demanda, se suma la de la petición de la Fiscalía Anticorrupción y Manos Limpias que reclaman para Urdangarin y Torres una fianza de responsabilidad civil de 8.2 millones de euros. El juez de este caso amplió hasta el 14 de enero de 2013 el plazo de presentación de alegaciones a las peticiones de las acusaciones de dichas demandas.

— JOSÉ ANTONIO LÓPEZ | CORRESPONSAL