4 de febrero de 2014 / 03:15 p.m.

Monterrey.- A poco más de una semana de que Andrea Bocelli se presente en nuestra ciudad, la explanada del Museo de Historia comienza a transformarse para dar cabida a los miles que anhelan escuchar al tenor italiano.

Sin importar las bajas temperaturas o el asueto, alrededor de 45 trabajadores han puesto especial atención en el cuidado de estas instalaciones.

Se tomará un par de días más concluir con el montaje del escenario que aproximadamente contará con 130 toneladas, antes de que el equipo Bocelli sea instalado bajo la supervisión de su staff.

Debido a la cantidad de estructuras, fierro y metal que comienza a ser colocado en las tarimas, cada persona que tenga acceso a la zona deberá de portar casco y chaleco para evitar cualquier incidente.

Aunque una gran cantidad de elementos serán propiamente regiomontanos, se espera que en los próximos días arriben otras estructuras que viajarán desde otros puntos del mundo.

Será el 12 de febrero cuando Andrea vuelva a enamorar a muchos con su voz.

Abelardo Luzanía