AP
15 de noviembre de 2013 / 02:37 p.m.

Japón redujo drásticamente su meta de reducción de gases de efecto invernadero, complicando los esfuerzos para forjar un acuerdo global sobre cambio climático.

Yoshihide Suga, principal portavoz del gobierno, dijo que el nuevo objetivo aprobado el viernes por el gabinete ordena una reducción de emisiones para 2020 de 3,8% con respecto al año fiscal de 2005.

Señaló que la revisión fue necesaria porque no era realista la meta previa de una reducción de 25% respecto al nivel del año fiscal de 1990.

Japón está reevaluando su política energética después del desastre de la planta nuclear de Fukushima Dai-Ichi y tiene apagadas todas sus plantas de energía atómica para revisiones de seguridad. Para compensar la pérdida de capacidad de generación de energía, las compañías productoras de electricidad han incrementado la producción de las plantas de carbón mineral, petróleo y gas.

La cifra revisada sobre da por hecho que no se utilizará energía nuclear.