alberto santos
31 de julio de 2015 / 09:24 a.m.

Monterrey.- Kenny y los Eléctricos están de regreso a Monterrey.
La rockera considerada como "La Reina del Rocanrol" se encuentra en Monterrey para comenzar los festejos por sus 35 años de carrera musical en un evento que se llevará a cabo dentro del Artefest de San Pedro.

"Tenía mucho de no venir a Monterrey, y amo la comida de Monterrey, la gente de Monterrey y hasta los 'güeyes', tengo que ser sincera hay hombres más guapos en Monterrey que en el mismo Guadalajara, y créanme que soy de allá", comentó la cantante en una conferencia de prensa.

"Tenía mucho que no tocaba en un lugar así de grande, creo que la última vez fue en el Barrio Antiguo, y si ahí nos fue maravilloso, acá espero que nos vaya mejor y ahora sí les voy a enseñar las 'tetas'", prosiguió la irreverente cantante.

PREPAra disco

Kenny se encuentra preparando su próxima producción musical con la cual realizará su festejo además de preparar una gran tocada en la Ciudad de México el próximo 22 de noviembre, en donde invitarán a grandes amigos para que juntos celebren sus 35 años de rock y mucha diversión.

"Pues la verdad nos la estamos pasando bien y queremos seguir por diversas partes", puntualizó Kenny.

OTRAS AGRUPACIONES

Kenny se presentará la noche de este viernes dentro del festival "Revolución" un evento como parte de los festejos del San Pedro Artefest, un festival de puro rock en español que logró convocar a agrupaciones que tenían tiempo sin poder coincidir.

"Si es difícil porque todos andamos por diversas partes, teníamos a varios de no ver por mucho tiempo, pero sí es muy chido verlos otra vez", comentó Kenny.

"En el caso de nosotros (La Lupita), habíamos coincidido hace unas semanas con Kenny y nos la pasamos muy bien", prosiguió Héctor Quijada, integrante de La Lupita.

Uno de los momentos más especiales fue la llegada de Kenny a la conferencia de prensa, al percatarse que ya se encontraba en el lugar su gran amigo Alejandro Marcovich se enfrascaron un gran abrazo y se pusieron al corriente de sus vidas.

"Saben lo que pasa cuando coincidimos todos en los festivales, ¿Qué pasa en la parte de los camerinos?, no nos hablamos", bromeó Kenny en medio de la carcajada de sus compañeros.

"La verdad que nos la pasamos abrazados y platicamos mucho", continuó Alejandro.