MULTMEDIOS DIGITAL
2 de mayo de 2017 / 06:06 p.m.

ESPECIAL.- Jimmy Kimmel rompió en llanto al hablar acerca de la operación a corazón abierto que tuvo su hijo recién nacido.

El también comediante inició su programa con un emotivo monólogo explicando que su esposa, Molly McNeraney tuvo problemas con el parto, por lo que el pequeño nació con algunos problemas cardíacos, mismos que pusieron en riesgo su vida, pero afortunadamente todo salió bien.

"El lunes por la mañana, el doctor Vaughn Starnes tuvo que abrir su pecho y arreglar uno de los dos defectos que tenía su corazón. Entró en el quirófano con un bisturí y se puso a hacer una clase de magia que jamás comprenderé o sabré explicar. Abrió la válvula y la operación acabó siendo todo un éxito, pero han sido las tres horas más largas de mi vida", dijo.

Kimmel señaló que dentro de seis meses, su hijo volverá a ser sometido a otra operación para cerrar el agujero del corazón.