édgar leal/milenio digital
29 de abril de 2015 / 08:59 a.m.

Monterrey.- Diego Luna resultó ser un maestro de 10.

El actor visitó la ciudad con el fin de dar a conocer a los regios sus experiencias profesionales.

La tarde de ayer, el actor y director de importantes películas como "Y tu mamá también" fungió como Master Class de actuación y dirección cinematográfica, en una clase que duró cuatro horas.

Luego de una pequeña semblanza, con mochila y sus apuntes en mano, vestimenta informal, barba y Converse color rojo, Diego Luna arribó a la plataforma de la sala de la Escuela de Gobierno y Transformación Pública del Tecnológico de Monterrey, entre sonora ovación.

"Esto es una conversión sincera para abrirnos y saber más de la cuenta. Habrá sección de preguntas, comentarios y más. Bienvenidos sean todos ustedes, espero que no se vayan a ir a ver el partido de Tigres.

DIEGO LUNA

"Les pido disculpas del lenguaje que escucharán, sé que estamos en una institución educativa, pero a veces me traiciona el código postal", indicó el actor.

Con buen humor y con su peculiar estilo de dialogar, Luna destacó el inicio de su carrera artística ante cerca de 200 alumnos, quienes esperaban impacientes la llegada del actor.

"Maduré a los seis años y empecé en teatro desde muy temprana edad, pues mi papá es un diseñador de escenografías y es ahí que inicia mi historia".

"Descubrí en el teatro todo lo que no veía en mi vida. Sin duda el teatro fue la escuela que me daría herramientas para toda mi vida", expresó el director cinematográfico.

Siendo un maestro exigente y con ganas de aportar a los presentes, Luna dio consejos a los estudiantes para llegar a cumplir su tan anhelado sueño.

"Muchas personas quieren hacer cine, pero no visitan el cine. Es muy importante que quien desee llegar al éxito se empape de las películas actuales.

"Es transcendental conocer lo que hacen los directores, productores, analizar las actuaciones de los actores y las actrices. Es así como se puede aprender, no hay otra forma", agregó.

DIEGO LUNA

Uno de los temas que causó controversia fue "La evolución del cine mexicano", en el que Diego reveló situaciones no conocidas.

"El cine mexicano es un reflejo más del país en el que vivimos. Un país en el que las trabas empieza a definirnos, empiezan a cambiarnos la perspectiva de los que alguna vez soñamos con hacer cine. Hubo una época en donde grandes directores no lanzaban su segundo filme.

"Recuerdo que estaba lleno de óperas primas, lleno de directores que hacían su primera película, pero se quedaban en el camino. Algo grave le pasa al cine mexicano y es que no se ha logrado cerrar el círculo de la industria que nos permita vivir de los boletos que vendemos", señaló.

Fue a las 22:00, cuando el actor terminó su clase, en la que los presentes quedaron satisfechos de haber tenido a un maestro de gran magnitud con el cual aprendieron algo nuevo.