13 de abril de 2013 / 01:28 a.m.

Tegucigalpa • El presidente de Honduras, Porfirio Lobo, afirmó hoy que la violencia en algunas zonas de su país ha bajado hasta en un 75 %, aunque organismos de derechos humanos aseguran que las muertes violentas han aumentado.

"Vamos avanzando en el tema de seguridad, se ha reflejado una caída de los índices de homicidios y delincuencia hasta en un 75 por ciento en varios municipios" de Honduras, subrayó Lobo en un Consejo de Ministros que se celebró en la comunidad de Limón, en el departamento caribeño de Colón.

El gobernante no identificó los municipios en donde, según él, ha bajado la violencia, que en 2012 dejó en Honduras al menos 10,441 muertos. Según organismos de derechos humanos, la violencia en Honduras se ha incrementado en los últimos tres años, pasando de quince muertes diarias en 2010 a veinte en 2012.

Lobo destacó que su Gobierno "jamás ha fracasado en la seguridad". Es una "lucha que tenemos todos por delante, que es enorme", añadió. Honduras, considerado uno de los países más violentos del mundo, registró en 2011 un índice de homicidios de 92 por cada cien mil habitantes, según las Naciones Unidas.

EFE