TEXTO Y FOTO: NOTIMEX
30 de octubre de 2014 / 02:58 p.m.

Monterrey.- Después de tres años de ausencia y seis de haber actuado en la ciudad regia, la agrupación Maldita Vecindad y los Hijos del Quinto Patio regresará a los escenarios en esta ciudad con un concierto para todas las edades.

En el evento programado para el 5 de diciembre en el Parque Universitario, el considerado uno de los grupos más influyentes y precursores del rock mexicano actual festejará "30 años de paz y baile".

La agrupación compartirá escenario con El Gran Silencio y el grupo Tijuana No!, e informó que la respuesta del público ha sido tan buena que esperan que se pudiese abrir otra fecha.

En conferencia de prensa, Pato y Aldo, integrantes del grupo, anunciaron que después del receso que tomó la banda como vacaciones y no por problemas personales como se pensaba, volverán a los escenarios para mostrar "todo lo que quedó pendiente a nivel musical".

"Tenemos pendiente la edición del disco en vivo en el Vive Latino y un documental de la historia de la banda", indicaron los músicos.

Del mismo modo, hablaron de la existencia de un unplugged que se grabó en MTV y nunca se editó, así como el lanzamiento de un álbum inédito y la celebración del 25 aniversario del disco "El circo", que consideran un parteaguas en su carrera.

Con un sombrero "estilo pachuco", los músicos refirieron que el regreso de la banda fue decidido a partir de la respuesta que tuvo por parte del público en el Vive Latino.

"La gente fue tremendamente cariñosa y llena de amor. Fue una noche mágica para nosotros", expresó Pato, guitarrista de la banda.

"Nos gusta recibir el cariño de la gente, la apuesta de la gente por nuestra música y nuestro mensaje", agregó.

Por otra parte, anunciaron que esta nueva etapa que iniciarán como grupo, será de manera totalmente independiente.

"No tenemos ninguna presión contractual, no hay contrato con ninguna disquera", recalcaron.

Destacaron que se están totalmente enfocados en La Maldita Vecindad y pretenden seguir así "muchos años más".

Para finalizar, expresaron su felicidad de compartir con la familia regia el que consideraron como "el cierre de un ciclo".

"Monterrey siempre ha sido una ciudad con la que hemos tenido una relación entrañable. Este regreso será el cierre de un ciclo que inaugurará otra etapa", expresó Pato.

"Regresamos con mucho ánimo y mucho impulso creativo", culminó.