24 de noviembre de 2013 / 08:41 p.m.

Londres.- Más de 11 mil niños han muerto en 32 meses de conflicto en Siria, de los cuales 764 fueron ejecutados de forma sumaria, 389 por francotiradores, 112 torturados y 128 por armas químicas, informó hoy la organización Oxford Research Group.

En su informe titulado "Futuros robados. El precio oculto de las víctimas infantiles en Siria", Oxford Research Group examinó las estadísticas del conflicto desde marzo de 2011 a agosto de 2013.

Precisó que 11 mil 420 menores de 17 años de edad han fallecido en la guerra civil en Siria, la cual ha dejado más de 113 mil muertos y más de 6.5 millones de refugiados y desplazados.

La mayoría de los menores han muerto por bombardeos y explosiones, pero muchos son blancos intencionados de francotiradores y 112, incluidos bebés de menos de un año, han sido torturados.

Además, 128 perdieron la vida durante el ataque con armas químicas del pasado 21 de agosto en Ghouta, cerca de Damasco, en una acción que Estados Unidos y otras potencias mundiales culparon al régimen del presidente Bashar al-Assad.

El número más elevado de muertes tuvo lugar en la ciudad siria de Alepo, donde dos mil 223 niños fallecieron, seguido de Derá, donde mil 134 menores perecieron, según el informe de Oxford Research Group, difundido en su página web.

Asimismo, mil 817 niños perdieron la vida en Homs, mil 772 en Rif Dimashq, mil 584 en Idlib, 821 en Hama, 648 en Deir Ezzor y 749 en Damasco.

El reporte sólo incluye las víctimas identificadas. "Las cifras deberían ser tratadas con cautela y consideradas provisionales porque, a grandes rasgos, es demasiado pronto para decir si es demasiado baja o demasiado alta", según el estudio.

"Lo que es más inquietante de las conclusiones de este informe no es sólo el gran número de niños muertos en este conflicto, sino la forma en que están siendo asesinados", dijo el coautor del informe, Hamit Dardagan.

El Oxford Research Group exigió a las partes implicadas en el conflicto sirio proteger a los niños y poner fin a la crisis, que continúa cobrándose vidas.

Los combates entre las fuerzas del régimen sirio y los rebeldes han dejado en los últimos dos días más de 160 muertos en la zona de Ghouta, en la periferia este de Damasco, reportó este domingo el Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH).

Indicó que entre los fallecidos figuran 55 miembros del rebelde Ejército Sirio Libre y 41 yidahistas del Estado Islámico de Irak y del Levante y del Frente al Nusra, dos grupos vinculados a Al Qaeda.

Así como 36 soldados y 28 milicianos del grupo Abu Fadl al Abas, una milicia iraquí chiita y de Defensa Nacional, ambos grupos aliados de Damasco, según el OSDH, con sede en Londres, que también reportó del asesinato de cinco civiles a causa del fuego cruzado.

NOTIMEX