ALBERTO SANTOS
8 de septiembre de 2015 / 01:29 p.m.

Monterrey.- Listos y muy emocionados es como se encuentra el grupo de glam rock Mötley Crüe.

Los músicos arribaron a la ciudad de Monterrey la tarde de este lunes en un vuelo comercial procedente de Houston, en punto de las 16:50 en la terminal B del Aeropuerto de Monterrey se vio descender a Mick Mars (guitarra), Nikki Sixx (bajo) y Tommy Lee (batería).

Sólo un par de fanáticos se encontraban en el lugar esperando la llegada de sus ídolos y saltaron de emoción al verlos frente a ellos.

El primero en salir del aeropuerto fue Mick Mars, quien fue auxiliado por un elemento de seguridad para llegar a las camionetas que se encontraban esperándolos para transportarlos a su hotel.

Al ser cuestionado de cómo se encuentra de salud y de lo que espera al despedirse de sus fanáticos mexicanos sólo se limitó a levantar su brazo izquierdo y hacer una seña donde dio a entender que se encontraba excelente.

El siguiente fue Tommy Lee, que sorprendió a todos los pasajeros de diversos vuelos que se encontraban en la terminal aeroportuaria al presumir su ‘Airboard Scooter’, una patineta eléctrica que lo trasladó desde bajar del avión hasta la camioneta.

“Estoy muy emocionado amigo. Estamos aquí de vuelta para despedirnos”, comentó Tommy Lee antes de subir a la camioneta.

Al llegar al vehículo, Tommy firmó varios artículos de sus fanáticos y charló un par de minutos con ellos.

Cada uno de los integrantes contaba con una camioneta especial para traslado.

El último en salir del aeropuerto fue el bajista de la agrupación, Nikki Sixx, y fue quien se tomó tiempo para convivir con sus fanáticos, concedió un par de fotografías, firmó unos artículos de colección y agradeció a sus seguidores la espera de varias hora para verlos tan sólo unos segundos.

Me siento genial estar de regreso”, fue el único comentario que concedió Nikki; él prefirió pasar por el tiempo con los seguidores, quienes les agradecieron la atención.

“Es algo que no lo puedo creer aún estoy muy nervioso. Vengo desde Guadalajara y voy a ir a México también a verlos. Es algo que nunca voy a olvidar que se hayan parado, que me hayan firmado mis discos. De hecho Tommy nunca hace eso y hoy logré el autógrafo”, comentó Jonatan Santana.

La banda llegó con un día de anticipación para realizar los ensayos y pruebas necesarias a la producción que ofrecerán la noche de este martes, que incluye un riel de 38 metros de largo, que desplazará a la batería de Tommy Lee y que lo llevará dando giros de 360 grados.

El Final Tour de Mötley Crüe se llevará a cabo esta noche en la Arena Monterrey.