AP
20 de junio de 2016 / 10:56 a.m.

Venezuela.- La venezolana Susana Duijm, que en 1955 se convirtió en la primera belleza de Latinoamérica en ganar Miss Mundo, murió en la tarde el sábado dos días después de sufrir un accidente cerebrovascular. Tenía 79 años.

"Con gran tristeza informamos el fallecimiento de nuestra Susana Duijm, Q.E.P.D", informó una emisora de radio a través de su cuenta en la red social de Twitter. La ex reina de la belleza sufrió un accidente cerebrovascular el jueves del que no se recuperó. Se mantenía activa como locutora de esa emisora, donde conducía el programa "De tono a tono con Susana" en la isla de Margarita, en el Caribe venezolano.

Duijm fue la tercera Miss Venezuela, un certamen que se convirtió en el evento número uno de la televisión local gracias al carisma y la fama alcanzada por la también modelo, locutora y actriz. Venezuela ostenta el récord de mayor número de victorias en concursos de belleza internacionales, con seis triunfos en Miss Mundo, siete en Miss Universo, seis en Miss Internacional y otras 100 diademas. Con excepción de la Miss Mundo de 1955, todas las coronas fueron conquistadas a partir de 1979.

Nacida el 11 de agosto de 1936 de padre judío surinamés y madre venezolana, Carmen Susana Duijm Zubillaga se desempeñaba como secretaria cuando, contra todo pronóstico, ganó el certamen nacional. Los aplausos del público fueron decisivos para que aquella joven de 19 años, 1,74 metros (casi 5 pies, 8 pulgadas), ojos café y larga cabellera negra, se alzara con la corona que en años anteriores fue aspirantes de la clase adinerada venezolana.

"Ella fue la primera reina del pueblo, bella como ninguna y con rasgos mestizos como somos la mayoría de los venezolanos", dijo Norberto González, un jubilado de 76 años. "Para muchos de nosotros era como la rencarnación de la diosa (indígena) María Lionza", la piedra angular de la variante local del espiritismo, agregó.

Tras participar y quedar entre las 15 finalistas de Miss Universo ese año en Long Island, California, Duijm recibió una invitación del filántropo británico Eric Morley, presidente de Miss Mundo, para participar en el evento. Con ayuda de amigos y familiares, reunió el dinero necesario para viajar a Londres, donde el 20 de octubre de 1955 su belleza se impuso a la de las otras 19 candidatas.

Fue coronada por la actriz inglesa Eunice Gayson, que sustituyó a la anterior Miss Mundo, la egipcia Antigone Costanda. La reina saliente no pudo entregar su corona por la tensión diplomática del momento entre Egipto y Gran Bretaña, enfrentados por el Canal de Suez.

Tras su reinado, Duijm destacó como modelo, presentadora de televisión y locutora de radio y en los siguientes 50 años no dejó de asombrar a los venezolanos al exhibir una belleza serena, mientras que su rostro apenas acusaba el paso del tiempo.

Al hablar de sus secretos de belleza, la exmiss afirmaba tener "terror" a las cirugías plásticas. "Siempre me cuidé de los excesos. El resto, gracias a Dios, creo que es obra de la genética", dijo a la AP en una entrevista en 2005.

A lo largo de su vida se la relacionó sentimentalmente con muchas figuras de su época, desde el actor estadounidense George Hamilton hasta el dictador venezolano Marcos Pérez Jiménez (1952-1958).

"¡Nunca, por dios, tuve algo con ese señor!", comentó Duijm al respecto. "Esa es una mentira que se inventaron algunos para desacreditar a todos los que en algún momento fuimos homenajeados por Pérez Jiménez. Sucedió conmigo y con el maestro Billo Frómeta", compositor y director de una de las más exitosas orquesta bailables en la historia musical de Venezuela.

Duijm tuvo tres hijos con el publicista argentino Martín Cerruti, con quien estuvo casada durante siete años. En 1983 su hija mayor, Carolina, fue una de las finalistas del Miss Venezuela.