URIEL REYNA | @URIELREYNA_TD
18 de mayo de 2017 / 10:16 a.m.

MONTERREY.- Vaya noche norteña la que se vivió este miércoles en el Domo Care, a donde llegaron tres de los más poderosos acordeones del género grupero.

Los primeros en aparecer en el redondel de la Gallera de Guadalupe fueron Los Cachorros de Juan Villarreal, quienes al filo de las 22:30 horas comenzaron con su presentación.

"No Logré Olvidarte" y "Sabiendo Quién era Yo", fueron sin duda los éxitos más coreados por los presentes.

En entrevista, Juan Villarreal manifestó su entusiasmo de estar nuevamente en tierras regias y recordó a Rubí, a quien el pasado diciembre acudió a cantarle en su fiesta de XV años.

"La verdad sí nos abrió puertas esas fiesta, hemos llegado a lugares en donde no trabajábamos, por allá por el centro de la republica", dijo Miko, hijo del cantante.

En cuanto a la carrera musical de la potosina, los gruperos aseguraron que si la apoyarían.

"Hace unos meses nos topamos a Don Cresencio, el papá de Rubi, y nos dijo que lanzaría un disco y que quería que mi papá (Juan Villarreal), la apoyara, pero para ser honestos no hemos escuchado su música, nosotros estamos dispuestos a ayudarla, pero en aquel entonces todo quedo en plática nada más", mencionó el hijo del músico.

Llegan los Herederos


Tras una hora de presentación, dieron paso a los segundos de la noche, Los Herederos de Nuevo León, quienes al filo de las 23:30 horas aparecieron el redondel del recinto de Guadalupe.

"Palabra de Borracho" y "Te Quedé muy Grande", entre otras, interpretaron en su presentación.

Sin importar que fuera miércoles, la fiesta se extendió y bastó que Lalo Mora Jr. dijera que era momento de invitar a su papá a cantar con ellos, para que a un solo grito se escuchara el nombre de quien es es una leyenda viviente de la música norteña: Lalo Mora.

Entre aplausos y gritos, el cantante ingresó al redondel y muy a su estilo comenzó la velada con su clásico tema "El Rey de Mil Coronas".

Acompañado por los Herederos de Nuevo León, el cantante interpretó algunas canciones, como "Bohemio", y posteriormente despidió a su hijo del escenario para invitar a su grupo Peregrino a que siguieran con la fiesta.

Cabe resaltar que Lalo Mora andaba de muy buen humor que hasta bromeó con su hijo frente al público.

"Oye mijo, nada más te hiciste famoso y ya no vas a la casa ¿Qué, te debo algo?", mencionó el cantante, provocando las risas del público.

Junto a su agrupación, Lalo Mora interpretó corridos como "Laurita Garza", "El hombre que más te Amó" y "Mi Casa Nueva", entre otras.

La fiesta norteña se alargó hasta ya entrada la madrugada y los regios la vivieron como si fuera fin de semana.