Agencias
9 de septiembre de 2013 / 11:23 p.m.

 

Washington DC -Baltimore • El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, dijo hoy que la propuesta rusa para que el supuesto arsenal de armas químicas de Siria quede bajo control internacional es un paso "positivo" y si el régimen sirio la acepta se suspendería "absolutamente" un ataque, pero advirtió que no aceptará tácticas dilatorias.

"Es posible que logremos un avance, pero tendremos que darle seguimiento y no queremos simplemente una demora o una táctica dilatoria para quitar la presión que tenemos sobre ellos", dijo Obama a la cadena CNN, en una de las entrevistas concedidas hoy a varios medios estadunidenses para defender su plan de un ataque militar en Siria.

Obama admitió también en entrevista a la NBC no tener la certeza de obtener el apoyo del Congreso a su propuesta de realizar ataques "limitados" contra Siria por el uso de armas químicas contra civiles.

Al ser interrogado si tenía "confianza" sobre un voto favorable del Congreso, el mandatario estadunidense respondió: "No diría que tengo confianza. Tengo confianza en que los miembros del Congreso están tomando este asunto muy en serio y que están haciendo su trabajo, y yo lo aprecio".

En otra entrevista, con la cadena ABC, Obama dijo que un ataque militar contra Siria se suspendería "absolutamente" si Al Asad accede a poner su arsenal de armas químicas bajo control de la comunidad internacional.

Durante la entrevista con CNN-una de las seis que grabó hoy en la Casa Blanca- Obama se dirigió al presidente sirio, Bashar al Asad, a quien dijo que puede evitar una acción militar de Estados Unidos.

El mandatario estadounidense consideró que la amenaza de un posible ataque militar contra Damasco -que aún debe ser autorizado por ambas cámaras del Legislativo- ha contribuido a la propuesta actual de Moscú de que las supuestas armas químicas del régimen sirio pasen a control de la comunidad internacional.

"Tengo que decir que es improbable que hubiéramos llegado a este punto donde surgen declaraciones públicas como éstas sin una amenaza militar creíble para lidiar con el uso de armas químicas dentro de Siria", dijo Obama, al referirse al ataque del pasado 21 de agosto que, según EU, fue cometido por el régimen sirio y dejó más de 1,400 muertos.

Obama reiteró su advertencia de que las armas químicas "suponen una amenaza significativa para todas las naciones y en particular para Estados Unidos". El mandatario visitará el Capitolio mañana horas antes de emitir un discurso por televisión, como parte de su campaña para convencer al Congreso y a la opinión pública sobre la urgencia de atacar a Siria.

El líder del bloque del oficialista Partido Demócrata en el Senado, Harry Reid, quien en la jornada había anunciado que esa cámara consideraría el miércoles una moción de apoyo a los ataques, dijo que esta votación será postergada.

"Yo no creo que precisemos" votar rápidamente, dijo Reid -jefe de la mayoría del Partido Demócrata en el Senado- pocas horas después de haber anunciado la votación para el miércoles. "Pienso que debemos dar al presidente (Barack Obama) la oportunidad de hablar a los 100 senadores y a los 300 millones de estadounidenses" antes de votar, añadió.

En vísperas de que Obama se dirija a la nación para presionar por medidas contundentes contra Siria, una nueva encuesta conjunta de la cadena CNN y ORC International indicó que sólo el 40 % de los estadunidenses aprueba su gestión en política exterior. Ese porcentaje refleja una disminución respecto a la tasa de aprobación del 54 % en enero pasado.

Solo tres de cada diez estadunidenses encuestados dijo aprobar el manejo de Obama de la crisis en Siria, mientras que el 63 % lo desaprueba, según la encuesta nacional.