3 de enero de 2013 / 02:04 p.m.

A una semana de la fecha constitucional indicada para la cuarta toma de posesión de Hugo Chávez, la oposición venezolana exigió ayer “la verdad” sobre la salud del mandatario, coincidiendo con el retorno previsto del vicepresidente Nicolás Maduro de Cuba, donde lo visitó, y una creciente preocupación en la región.

"“Es esencial que el gobierno actúe de modo que dé confianza, que diga la verdad"”, dijo el titular de la coalición opositora Mesa de Unidad Democrática (MUD), Ramón Aveledo, quien tachó de “irresponsable” que se pretenda hacer creer que Chávez está “en el ejercicio” del poder y pidió "“un diagnóstico y un pronóstico médico"” sobre su salud.

"“Ya que el gobierno prometió anoche (martes) decir la verdad, que lo diga y así se acaban todas las discusiones y se pone fin a todos los rumores”", añadió.

El también canciller Maduro, designado por Chávez como su heredero político antes de partir a Cuba para su cuarta operación de cáncer el 11 de diciembre, afirmó el martes que el presidente "“está consciente de lo complejo"” de su estado y se comprometió a decirle al país toda la verdad, a pedido del propio Chávez.

En las redes sociales, que en los últimos días han estado cargadas de todo tipo de rumores, también circularon ayer pedidos al gobierno sobre la verdad; un tema ubicado entre los más populares.

Ayer fue la primera vez en que la opositora MUD, una variopinta coalición que no logró derrotar a Chávez en las presidenciales del 7 de octubre —cuando su líder Henrique Capriles perdió por 43.4 por ciento de votos contra 55 por ciento para Chávez— se pronunciara en forma tan tajante sobre la incertidumbre que reina, y cuando el presidente debería asumir su nuevo gobierno sexenal el 10 de enero ante la Asamblea Nacional.

"“El 10 de enero comienza un nuevo periodo constitucional, si el presidente se presenta, se presentó. Si el presidente no se presenta, corresponde al presidente de la Asamblea Nacional asumir la presidencia de la República de manera transitoria, como dice la Constitución"”, recordó Aveledo.

El presidente de la Asamblea Nacional, Diosdado Cabello, reaccionó a sus declaraciones afirmando que el gobierno tiene “muy claro” lo que hará llegado el 10 de enero.

“"Información para los jefes de la oposición venezolana, los chavistas tenemos muy claro lo que haremos, ocúpense de lo que harían ustedes”", escribió Cabello en su cuenta de Twitter.

La semana pasada, Diosdado Cabello, ex teniente coronel y figura muy destacada del chavismo, con ascendiente en las fuerzas armadas, afirmó que la fecha del 10 de enero es postergable y el presidente Chávez podría asumir más adelante ante el Tribunal Supremo de Justicia.

Aveledo insistió en que si el mandatario no acude a su acto de juramentación, se debe declarar su “falta temporal” y si fuera necesario, la “falta absoluta”, que se aplica, entre otros casos, en supuestos de renuncia, muerte o incapacidad física permanente, a ser dictaminada por una junta médica.

Una vez que se anuncie la falta absoluta del presidente, se deben celebrar nuevos comicios en 30 días.

— AGENCIAS