18 de agosto de 2014 / 08:15 p.m.

Monterrey.- Tania Díaz es una apasionada por los temas de salud, por la educación, por el canto y, sobre todo, por la información y los medios.

Sólo el cariño, la pasión y una buena organización le permiten conjugar en tiempo presente todas esas actividades en principio tan distintas.

Ella empieza hoy una nueva etapa en su carrera, al acompañar al arquitecto Héctor Benavides en la conducción del Telediario Nocturno de Multimedios Televisión. 

Cuando le pregunté si le gustaba cantar me respondió cantando: “No existe un momento del día...”, luego soltó la carcajada.

“¿Sabes? Me gusta mucho. Es uno de mis hobbies. La gente que me conoce, cercana a mí, sabe que en los karaoke yo canto. A mí pásenme el micrófono”, agregó la comunicadora.

¿Hay algo en tu trayectoria que te regrese al periodismo local?

Sí. Me emociona estar en contacto con los problemas de la gente que vive donde yo vivo también, saber lo que le preocupa y le interesa. Forma parte de mi responsabilidad.

La información nacional (en Milenio TV), por el impacto que tiene, es importante en un medio de comunicación, pero saber lo que a la gente le afecta en su colonia, su sentir por algo que no le agrada, por ejemplo, de los políticos y de cómo están haciendo su trabajo, me parece que es fundamental. Aquí vivimos y yo formo parte de esta sociedad regiomontana

¿Hay algo en tu trabajo informativo que te haya impactado especialmente?

Me ha tocado presentar breaking news varias veces, hace poco fue lo del avión de Malaysian Airlines. Y sabes qué me tocó cuando recién entré a Milenio TV, la influenza. No había mucha información, no sabíamos al principio a qué nos enfrentábamos, fue impactante tener que documentarse al momento. Además era una cuestión de salud que a mí particularmente me gusta.

¿Por qué te interesan los temas de salud?

La cultura de la prevención es muy importante. Me parece que es una responsabilidad de los medios de comunicación dar más herramientas y conocimientos acerca de la salud y la enfermedad, para que la gente se cuide.

¿Cruzó por tu mente dedicarte profesionalmente a cantar?

¡Sí! Quise incursionar en la música. Al principio, como a gran parte de las jovencitas, me gustaba la artisteada, pero los caminos de la vida, como dice la canción, me llevaron a otros senderos hacia la radio, a Multimedios, y ya tengo quince años en la empresa. Ahí comencé, en una estación en inglés y luego en una en español.

Pero siempre estaba la cosquilla  de la información y me dieron la oportunidad de estar unos años en Telediario de fin de semana y luego me invitaron Milenio Televisión, un proyecto súper interesante. Y ahí estoy. 

No existe un momento del día de Tania en que...

En que deje de pensar en mi gente, en mi familia, en mi esposo... Y en lo que me gusta, porque mientras haces lo que te gusta, ahí está el éxito. Si no, a la larga vas a estar mal, emocional y hasta físicamente.

Como te tienes que ir en este momento, me enteré por casualidad que vas a dar clase, ¿de qué?

Sí me encanta la enseñanza. Doy clase de oratoria y de locución.  Es muy interesante. El manejo de los nervios, por ejemplo, va muy vinculado a la autoestima y es una forma de que los niños crezcan más controlados, más mesurados, no tan temerosos ante el futuro. Que el nervio no los bloquee.

¿Cómo se vencen los nervios?

Nunca vas a dejar de sentir nervio. El chiste es controlarlo, que no se note. Sí se puede, entra a mi curso.

FOTO: Emmanuel Nacianceno

LUIS PETERSEN / MILENIO DIGITAL