EVA GÁNDARA | @EVAGANDARA
18 de febrero de 2017 / 02:59 p.m.

MONTERREY.- Pesado nunca deja nada al azar, sus presentaciones son garantía de éxito y anoche no fue la excepción.

La agrupación norteña ofreció este viernes el primero de dos shows All Access" en la Arena Monterrey, recinto que se inundo de sentimientos, buenas rolas y miles de almas que no dudaron en bailar y cantar cada uno de los temas.

Con un escenario majestuoso con cientos de luces prendidas, una pantalla central de led -donde proyectaban al público que disfrutaba del espectáculo- y un enorme arco enmarcó la producción del grupo conformado por Beto Zapata, Pepe Elizondo, Toño Pequeño, Julio Tamez y Luis Mario Garza.

Cuando las manecillas del reloj marcaron las 21:25 horas los músicos iniciaron a lanzar dardos musicales. El primero de la noche fue su hit "Ayúdame a Olvidar" que se desprende de su álbum debut bajo el mismo nombre lanzado en el año 1993.

"Así es mi Amor", "Ya lo Sabia" y "Fácil y Accesible" le dieron la bienvenida al público que poco a poco iba ocupando los lugares del recinto el cual se cimbró con la interpretación del vocalista en canciones como "Lastima me Das".

Lo temas para bailar no pudieron faltar "El Mil Amores" obligó al público a levantarse de sus asientos. Mientras las baladas como "Mi Promesa" hicieron cantar a todo pulmón a los románticos.

Las canciones desgarradoras llegaron apenas 40 minutos después de haber comenzado el concierto encendiendo aún más los ánimos del los asistentes que brindaron bajo los acordes de "Cielo Azul, Cielo Nublado", "Recuérdame y Ven", "Prenda Querida" y "Abeja Reyna".

Los seguidores del grupo que Vale lo que Pesa, aprovecharon el día para lucir un estilo vaquero con camisa de cuadros, jeans, botas sin olvidar la texana.

"Mientras Dormías". "Mil Historias", "Te Quiero, Te Amo" y "Mundo de Amor" completaron otra serie del repertorio el cual prometía más de medio centenar de canciones y una actuación hasta largas horas de la madrugada.

Se mantuvieron distantes

A diferencia de otras presentaciones donde los líderes del grupo hacían mancuerna en medio del escenario está vez el cantante y acordeonista (Beto) y el bajista y segunda voz del grupo (Pepe) se mostraron distantes, cada uno colocados a los extremos del escenario pese a contar con micrófonos inalámbricos, situación que sus fanáticos notaron y cuestionaron.