EVA GÁNDARA | @EVAGANDARA
11 de noviembre de 2016 / 08:04 a.m.

MONTERREY.- Maluma confirmó anoche en Monterrey que es la sensación del momento.

Por segunda ocasión en el año, el cantante colombiano se presentó en la Arena Monterrey ante un público que respondió de manera eufórica a su presencia y a sus canciones.

Llenos de energía, sus fanáticos regios, en especial las chicas, no dejaron de ovacionarlo en ningún momento, de principio a fin.

El show inició al filo de las 22:20 horas, una hora y 17 minutos más tarde de lo programado, pero a los asistentes poco les importó la espera, pues la olvidaron de inmediato cuando el llamado “Pretty Boy” apareció en el escenario vestido de blanco para cantar su éxito "Borró Cassette".

El reggaetonero puso a sus pies al público que en su mayoría portaban gorras, playeras y cadenas con el nombre de la estrella colombiana.

"Buenas noches, siempre he dicho que está es una de mis ciudades favoritas, muchas gracias por estar aquí, ¿hay señoritas solteras esta noche?", dijo Maluma, provocando con ello una ola de gritos que no se detuvo durante todo el espectáculo.

El concierto contó con una gran producción entre fuegos artificiales, pantallas leds, luces robóticas y la participación de seis bailarines, tres músicos y un corista.

"Sin Contrato", “El Perdedor" y "La Curiosidad" siguieron en el listado de canciones que presentó Juan Luis Londoño, nombre de pila del cantante, quien además cantó "Desde esa Noche", tema que originalmente interpreta a dueto con Thalía.

Entre los invitados que tuvo el cantante se contó con la presencia de Leslie Grace, quien hizo mancuerna en dos temas: “Tengo un Amor” y "Aire".

Maluma realizó además un set acústico donde aprovechó para agradecer a sus fans por su apoyo incondicional.

El artista de 22 años, puso nostálgico al público con el tema "Vuelo hacia el olvido" con el que recordó el accidente aéreo que tuvo hace un par de meses.

"La Temperatura" y "La Bicicleta" no faltaron en el espectáculo, donde el cantante tuvo entre el público a sus padres.