MULTIMEDIOS DIGITAL
17 de agosto de 2016 / 10:13 a.m.

BUENOS AIRES.- El músico argentino Gustavo Cordera, ex líder de la banda Bersuit Vergarabat, pidió perdón por haber dicho que hay mujeres que necesitan ser violadas y anunció la suspensión de sus conciertos.

El rockero provocó un escándalo la semana pasada al decir lo siguiente en una clase de periodismo:

“Hay mujeres que necesitan ser violadas para tener sexo porque son histéricas y sienten culpa por no poder tener sexo libremente".

También calificó como “una aberración” la legislación que castiga con cárcel tener sexo con adolescentes.

"A mí háblame de cómo te sientes y te entiendo, pero si me hablas de los derechos no te escucho porque no creo en las leyes de los hombres, sí en las de la naturaleza", expresó también en esa ocasión.

En medio de una ola de repudio, Cordera publicó una carta en donde afirma:

“Traicioné a mi persona que repudia toda clase de violación y ofendí al universo de la mujer, que es lo que menos hubiera querido hacer.  Después de ver lo que había provocado, salí a defenderme torpemente como un boxeador que tira golpes erráticos mientras cae después de un inevitable nocaut

Siempre tomé mis errores como una luminosa comunicación con Dios, esta vez transgredí un límite por lo cual estoy profundamente arrepentido.


Me di cuenta que no me estaban atacando a mí, estaban atacando a lo que dije. Yo soy un canal, como todos los artistas del mundo. No me identifico con lo que digo, sólo lo digo. Me contradigo, me equivoco y esa inestabilidad es peligrosa. Se confundió el artista con el provocador”

Por ahora, agregó, detendrá la marcha y tomará distancia por un largo tiempo, así que suspenderá sus conciertos.