AP
18 de febrero de 2017 / 11:44 a.m.

SIEM REAP, CAMBOYA.— Angelina Jolie espera que su nueva película sobre Camboya durante el Jemer Rojo ayude a educar al mundo acerca de la brutalidad del régimen de la década de 1970 y arroje luz al suplicio de jóvenes que están en varias zonas de guerra en estos días.

Primero Asesinaron a mi Padre se basa en el relato de supervivencia de la escritora y activista de derechos humanos Loung Ung cuando era niña durante el régimen comunista de 1975-1979, al cual se le atribuye la muerte de 1.7 millones de camboyanos por hambruna, enfermedad y ejecuciones.

Durante una conferencia de prensa antes del estreno de la película, la actriz convertida en directora dijo que espera que la película recuerde a todos que hoy hay pequeños Loung en todo el mundo, en varias zonas de guerra.

"La historia de ella es la de ellos y esto es de muchas formas universal. Espero que eso sea algo en lo que pensar también", mencionó.

Jolie tiene afinidad por Camboya desde que comenzó a ser embajadora de buena voluntad de la agencia de refugiados de la ONU en 2001, además en este país adoptó a hijo mayor, Madoxx, de 15 años. La actriz también abrió una fundación para promover el desarrollo social en la Camboya rural.

La estrella de Hollywood destacó que la historia camboyana no es solo sobre la guerra.

"Espero que cuando los jóvenes vean el filme aprendan parte de su historia, pero también espero que vean —todos ustedes— que este es un país de talento, arte, amor y belleza", dijo.

Jolie no solo dirigió el filme, sino que también colaboró en el guion junto con Loung, además su hijo Madoxx trabajó en la película, la cual se filmó en el país a finales de 2015 e inicios de 2016. Es una producción original de Netflix y se trasmitirá por el servicio más adelante este año.