MULTIMEDIOS DIGITAL
1 de diciembre de 2016 / 03:36 p.m.

ESPECIAL.- Aprovechando que hoy se celebra el Día Mundial del Sida, la cantante Rihanna y el Príncipe Enrique de Gales se ofrecieron como voluntarios para realizarse la prueba del VIH.

Ambas celebridades coincidieron durante un evento que celebraba los 50 años de independencia de la ciudad natal de la cantante, Barbados.

Se dice que el Príncipe convenció a Rihanna para que se hicieran juntos la prueba en público, ofreciéndose a someterse él primero para que minutos después se la hicieran a ella.

Como era de esperarse ambas pruebas dieron negativas y los dos dieron un mensaje para animar a la gente a que se acerque a su centro de salud más cercano para realizarsela.

“No puedo creer lo fácil que fue hacerme la prueba y saber el resultado en el momento”, mencionó la estrella del pop.

Por su parte, De Gales declaró al periódico USA Today, que un resultado positivo en la prueba no necesariamente es una sinónimo de muerte, ya que el diagnóstico oportuno ayuda a los individuos a prevenir la transmisión y seguir llevando una vida sana.