23 de julio de 2013 / 01:35 p.m.

Madrid• Tras varios días presionado por la oposición para que aclare el escándalo de presunta corrupción en su partido, el jefe del gobierno español, Mariano Rajoy, cedió a las peticiones y anunció ayer que comparecerá en el Parlamento para explicarse a fin de mes o principios de agosto. También hablará de la situación interna.

“Compareceré para dar todas las explicaciones” sobre la situación económica y política del país, precisó Rajoy, afectado por el caso de una presunta contabilidad oculta y el pago de sobresueldos a los dirigentes del conservador Partido Popular (PP).

“Lo que quiero es dar explicaciones, contarle lo que ocurre y cuál es mi versión, que creo que también es necesaria “, añadió.

Las nuevas revelaciones comprometedoras contra Rajoy sobre el escándalo, que estalló en enero, impulsaron a los líderes del Partido Socialista Obrero (PSOE), principal fuerza de oposición parlamentaria, a amenazar con una moción de censura contra Rajoy si no comparece ante el Congreso de Diputados y explicar el caso de Luis Bárcenas, que involucra al ex tesorero del PP investigado por delitos fiscales, cohecho, lavado de dinero y falsedad documental, entre otros.

Según las informaciones publicadas en los últimos meses por los diarios El Mundo y El País, el PP, dirigido por Rajoy desde 2004, habría llevado una contabilidad oculta durante dos décadas con donaciones anónimas de empresas.

Dichos donativos habrían servido para pagar sobresueldos en negro a la cúpula de la formación, entre ellos el propio Rajoy, que según un cálculo de El Mundo habría ganado unos 343 mil 700 euros.

Rajoy negó en febrero haber cobrado dinero en negro durante un discurso ante la cúpula del partido, que fue retransmitido por televisión. El lunes pasado, en rueda de prensa protocolaria, se limitó a afirmar que no dimitiría como pedía la oposición socialista.

Agregó que conversó con el presidente del Congreso, Jesús Posada, para comunicarle que va a pedir su comparecencia ante el Parlamento, que es donde a su juicio debe dar las explicaciones a los ciudadanos.

“Creo y pienso que este es el momento adecuado para que yo explique cuál es la situación y el balance de lo que se ha hecho en los últimos tiempos”, afirmó Rajoy.

Para su comparecencia, el jefe del gobierno podría disponer de cifras económicas menos pesimistas que en los últimos meses y compensar así el escándalo generado en los últimos días.

Las más recientes informaciones publicadas por los mencionados periódicos y la declaración de Bárcenas, ex gerente y tesorero del PP de 1990 a 2009 ante un juez el 15 de julio pusieron en jaque a Rajoy.

En prisión preventiva desde el 27 de junio por su supuesta participación en otra trama corrupta que atañe también al partido conservador, el ex tesorero confirmó ayer ante el juez Pablo Ruz, encargado de ambos casos, la existencia de una contabilidad B en el partido y afirmó haber dado dinero en efectivo a Rajoy.

El 14 de julio, nuevamente El Mundo, conservador pero muy crítico con el actual Ejecutivo, divulgó unos mensajes SMS atribuidos a Rajoy y Bárcenas que evidencian una estrecha relación entre ambos hasta marzo de 2013, dos meses después de conocerse el caso.

Claves

Inversión española

- El presidente del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), Luis Alberto Moreno, dijo que la presencia española en América Latina ya no es únicamente de las grandes compañías, sino que también aparecen pequeñas y medianas empresas, en un proceso que la entidad “puede acompañar” confinanciamiento.

- Moreno recordó que hasta hace pocos años eran los latinoamericanos los que emigraban a España y ahora se ve a españoles participando en concursos y licitaciones empresariales de países americanos y a trabajadores cualificados que “enriquecen” con su capacidad la proyección de empresas locales.

AGENCIAS