AP
6 de septiembre de 2016 / 01:54 p.m.

FILADELFIA.- Bill Cosby está de regreso en una corte de un suburbio de Filadelfia para una audiencia en su caso de abuso sexual.

El comediante llegó el martes tomado del brazo de un asistente, vestido con una chaqueta de rayas azul claro y corbata.

Sus abogados están tratando de mantener evidencia clave fuera del caso.

Los fiscales dijeron el martes que quieren que otras 13 mujeres que alegan que estaban drogadas cuando Bill Cosby las violó rindan declaración en el juicio del comediante por abuso sexual.

El caso penal contra el actor de 79 años responde a un solo encuentro en 2004, en su casa cerca de Filadelfia, con la ex empleada de la Universidad de Temple Andrea Constand. Pero un juez podría permitir que los fiscales presenten evidencia de otros casos, aun cuando no se hayan formulado cargos, para mostrar un patrón de conducta.

Los fiscales dijeron que revisaron las denuncias hechas contra Cosby por unas 50 mujeres y concluyeron que 13 deberían poder testificar. Al menos una dijo que rechazó su ofrecimiento de metacualona pero aceptó champaña que cree estaba alterada. Se despertó desnuda en un cuarto de hotel y dijo que fue violada.

Se anticipa que la defensa se opondrá a tales declaraciones.

Constand dijo a la policía que Cosby la drogó y abusó de ella. Expertos legales han dicho que un juez debe permitir como evidencia señalamientos similares contra Cosby en los que hubo drogas o alcohol involucrados.

Los abogados de Cosby, entretanto, pidieron que no se les permita a los fiscales usar una conversación telefónica grabada entre Cosby y la madre de la acusadora y otra evidencia en el juicio. La grabación sería reproducida el martes por la tarde en el juzgado mientras el juez analizaba el asunto.

En la conversación, Cosby describió el acto sexual como "penetración digital" pero se negó a decirle a Gianna Constand qué pastillas le había dado a su hija. La defensa argumentó que Cosby no sabía que lo estaban grabando, y que por esta razón la grabación no debía permitirse en el juicio bajo las leyes de Pennsylvania.

El fiscal de distrito Kevin Steele luchará por usar en el juicio tanto la llamada telefónica como la extensa declaración jurada que hizo Cosby en la demanda de Constand.

Los abogados de Cosby dijeron que también pedirán que el caso se transfiera afuera del condado de Montgomery, donde fue un asunto prominente en la campaña de Steele por su cargo actual a fines del año pasado. Steele se midió con el fiscal que se había negado a acusar a Cosby en el 2005.

Cosby fue arrestado en diciembre luego que la investigación del caso de Constand se reabrió tras la publicación del testimonio del actor en su demanda y una ola de nuevos señalamientos de mujeres que dicen que fueron abusadas por el comediante años atrás.

Cosby lució notablemente más saludable cuando llegó al juzgado el martes para la audiencia previa al juicio, aunque sus abogados le dijeron al juez que está ciego. El juez ofreció cualquier asistencia que necesite para el juicio, pero la defensa no pidió de inmediato ningún tipo de ayuda.

Cosby se apoyó del brazo de un asistente para caminar, pero sus ojos lucían menos blanquecinos y se le vio participando animado cuando habló con su equipo legal.

Una fecha de juicio no se ha establecido, pero el juez indicó que quiere que comience antes del 5 de junio.

El principal abogado defensor, Brian McMonagle, dijo en la audiencia del martes que tenía otros juicios previstos hasta junio, pero el juez señaló que McMonagle tendrá que revisar su agenda y buscar una fecha más temprana.

Cosby ha estado batallando los cargos desde que su arrestado del 30 de diciembre. Se encuentra libre tras haber pagado una fianza de un millón de dólares.