REUTERS
30 de noviembre de 2016 / 01:25 p.m.

CIUDAD DEL VATICANO.- Martin Scorsese se reunió con el Papa Francisco luego de una proyección especial en Roma de la nueva película del aclamado cineasta, Silence, sobre misioneros jesuitas en el Japón del Siglo XVII, dijo el Vaticano.

Para Scorsese, quien pasó un año en un seminario secundario, una escuela secundaria para varones que consideraban el sacerdocio, la reunión tuvo lugar casi 30 años después de que líderes conservadores de la iglesia condenaran su película de 1988 La última tentación de Cristo.

El encuentro fue importante también para el Papa, de 79 años y miembro de la orden de los jesuitas quien cuando era un joven sacerdote en su natal Argentina quiso ir a Japón como misionero pero no pudo por cuestiones de salud.

Scorsese, de 74 años, asistió a una proyección especial de Silence el martes por la noche para más de 300 sacerdotes jesuitas. Estaba planeada una segunda emisión para una audiencia más pequeña en el Vaticano el miércoles por la tarde, aunque no estaba claro si el Papa participaría en ella.

"Pareció complacido por cómo salió (la proyección del martes)", dijo el sacerdote James Martin, un jesuita quien fue asesor para el guión de la película.

El filme, que se estrenará en Estados Unidos en diciembre, trata sobre dos misionarios jesuitas portugueses que viajan al Japón pagano del Siglo XVII en busca de su desaparecido mentor, de quien se rumorea renunció a su fe bajo tortura.

En Japón, los dos misioneros enfrentan un dilema: se pueden salvar ellos y los japoneses conversos de la muerte por crucifixión, en la hoguera y por ahogamiento si pisotean una imagen de Jesús.

SCORSESE
El filme se estrenará en Estados Unidos en diciembre. | REUTERS