AP
31 de marzo de 2016 / 04:57 p.m.

Nueva York.- Jakob Dylan, Michael Stipe, Flaming Lips y Pixies son algunos de los artistas que rendirán homenaje a David Bowie en el Carnegie Hall con un concierto que se convirtió en una ceremonia póstuma por casualidad.

Los organizadores del evento a favor de la educación musical, que cada año se enfoca en el trabajo de un artista en especial, habían decidido a finales del año pasado que Bowie sería el homenajeado. Lo anunciaron públicamente horas antes de que la familia de Bowie dijera que el rockero había fallecido el 10 de enero.

El concierto agotó sus entradas en dos horas, la demanda era tan grande que se agregó un segundo concierto para el viernes.

Bob Dylan, Prince, Joni Mitchell, Bruce Springsteen y David Byrne son algunos de los artistas cuyo trabajo ha sido reconocido en la gala benéfica anual, que cumple su 13 edición este año. Springsteen y Byrne se presentaron en sus propios homenajes.

Después de que murió Bowie tantos artistas aceptaron la invitación que los organizadores no tenían suficiente espacio y tuvieron que rechazar a algunos, dijo Michael Dorf, quien produce el concierto.

"Nos sentimos un poco raros porque generalmente estamos muy humildemente agradecidos de que alguien quiera participar en esto", dijo.

Deborah Harry, Cat Power, Perry Farrell, Cyndi Lauper, Bette Midler y Bettye LaVette también participarán en este homenaje. Aparentemente hubo algún malentendido con otro artista anunciado, the Roots, cuyo líder Questlove dijo a través de las redes sociales el miércoles que su banda y sus invitados, Bilal y Kimbra, no participarían en el concierto.

Questlove dijo que estaba molesto de que otro músico no le dejara usar su equipo.

Dorf dijo que con un horario apretado de ensayo el miércoles, hubo un problema de comunicación sobre la batería de Holy Holy, y que esperaba que Questlove lo reconsiderara.

"Han sido parte regular de nuestros homenajes, los queremos mucho y los respetamos", dijo en un comunicado.