22 de enero de 2013 / 10:05 p.m.

La coalición encabezada por el premier israelí obtendría entre 61 y 64 escaños en el Parlamento, aunque la de centroizquierda tendría entre 56 y 59, según sondeos.

Israel • El partido de derecha del primer ministro Benjamin Netanyahu, Likud-Beitenu, logró el primer puesto en votos en las elecciones israelíes el martes, según encuestas a boca de urna, pero los partidos de centroizquierda lograron avances importantes que podrían complicar un posible gobierno de coalición.

Likud-Beintenu podría obtener 31 escaños de los 120 del Parlamento, lo que daría a la coalición de derecha -a la que pertenece- entre 61 y 64 escaños, mientras que el conformado por las formaciones de centro e izquierda, más las de la minoría árabe, acumularía en conjunto entre 56 y 59 diputados.

"Los resultados que se perfilan (según las encuestas) son una gran oportunidad para hacer numerosos cambios a favor de toda la ciudadanía", dijo el primer ministro en su cuenta de Facebook minutos después de los primeros resultados.

Y agregó: "Está claro que los israelíes quieren que siga siendo el primer ministro y que forme el gobierno más amplio posible".

El partido del ex periodista Yair Lapid es la gran sorpresa de los comicios al convertirse en la segunda fuerza del Parlamento israelí, con entre 18 y 19 escaños, conforme a las encuestas realizadas por los tres canales de televisión del país.

Esta situación podría dificultar la formación de gobierno y abrir incluso una ligera posibilidad de que Netanyahu no pueda conformar un Ejecutivo y lo haga el bloque de centro izquierda recurriendo a los partidos ultraortodoxos, aunque esta opción se considera bastante improbable.

AGENCIAS