13 de mayo de 2013 / 01:09 p.m.

 Al menos 19 personas resultaron heridas durante un tiroteo en un desfile por el Día de las Madres ayer en la ciudad de Nueva Orleans, Luisiana, en el sur de Estados Unidos, reportaron las autoridades policiales.

La vocera de la Oficina federal de Investigaciones (FBI), Mary Beth Romig, dijo que no había indicios de que se trate de un hecho terrorista. “Es estrictamente un acto de violencia callejera en Nueva Orleans”, aseguró.

Entre los heridos por arma de fuego se encuentran 17 adultos y dos menores de 10 años, añadió la policía en un comunicado.

""Muchas de las víctimas fueron rasguñadas"", algunos por balas que rebotaron, dijeron las autoridades para acotar que “en este momento no hay víctimas mortales y la mayoría de los heridos “no tiene una amenaza a su vida”.

Un niño y una niña sufrieron heridas de raspón y estaban en buen estado, mientras que trea adultos resultaron con heridas graves por lo que fueron sometidos a cirugía.

El alcalde de la ciudad, Mitch Landrieu, pidió a los testigos que proporcionaran toda la información de que dispongan a las autoridades.

""Este tipo de incidentes no quedará sin respuesta"", dijo Landrieu en una rueda de prensa junto al hospital al que fueron trasladadas las víctimas.

""Alguien sabe algo. La única manera de frenar esta violencia es que nos ayuden"", reclamó a los ciudadanos.

Al momento del incidente había más de 400 personas que participaron en el desfile, así como unos 200 espectadores.

Poco antes, Ronal Serpas, superintendente del Departamento de Policía, informó que se escucharon disparos ""tal vez de dos tipos diferentes de armas"" e ""inmediatamente después de los disparos, los agentes vieron a tres personas salir corriendo"".

Confirmó que hasta el momento no se han realizado arrestos y que fue desplegada una alerta en el área para localizar a los presuntos responsables, cuyos móviles aún se desconocen.

""Parece que estas dos o tres personas simplemente por una razón desconocida para nosotros comenzaron a disparar hacia o entre la multitud"", dijo Serpas.""Acabó todo en algunos segundos"", acotó.

Marvin McGraw, vocero del hospital de la Universidad Estatal de Luisiana, indicó que en sus instalaciones 11 personas fueron atendidas por la balacera y que solo una podría estar en condición delicada.

El diario local Times-Picayune informó que uno de sus reporteros, que participaba en el desfile, oyó seis o siete tiros.

Agencias