multimedios digital
22 de noviembre de 2016 / 11:04 a.m.

ESPECIAL.- El médico personal de Kanye West fue el que llamó al 911 para su evaluación y destacó que el cantante no se portaba violento en el momento de la llamada, pero que podría.

Fuentes de TMZ aseguran que la llamada de emergencia que hizo el doctor Michael Farzam ayer por la tarde describió a un hombre de nombre "Jim Jones", de 39 años, que sufría de psicosis temporal por falta de sueño y deshidratación.

El doctor Farzam le dijo a la policía que Kanye trató de atacar a un miembro del staff del gimnasio en donde se encontraba.

West fue esposado a una camilla.

El rapero se encuentra presuntamente en una retención 5150, que bajo la ley de California se entiende como una retención involuntaria de carácter psiquiátrico que puede ser sugerida por un especialista.

El caso suena parecido al de la actriz Amanda Bynes, quien en su momento fue retenida en un hospital en contra de su voluntad para observación psiquiátrica.

Por su parte, Kim Kardashian regresó de Nueva York para estar con su esposo. Ella estaba en la Gran Manzana para hacer su primera aparición oficial tras su asalto en París.