15 de diciembre de 2013 / 10:58 p.m.

Washington.- Uruguay aspira a quitar al hampa el negocio ilícito de la marihuana para liberar la venta de la droga de manera regulada, comentó este domingo el presidente José Mujica en entrevista con el periodista Jorge Ramos de la cadena Univisión.

Uruguay lleva a cabo "un experimento" sobre la mariguana, que consiste en "legalizar regulando", dijo el mandatario en el programa dominical Al Punto.

"En el Uruguay como en otras partes existe un mercado; existe gente que vende, gente que gana plata y gente que trafica con eso; le queremos robar ese mercado al negocio ilícito", enfatizó el presidente de 78 años de edad.

Mujica dijo que en el experimento uruguayo las farmacias venderán la mariguana a los consumidores y las instituciones públicas estarán informadas de ese consumo, para que cuando se trate de adicciones, el Estado pueda intervenir y rehabilitar a los enfermos.

El mandatario negó que Uruguay pueda ser conocido como país turístico por el consumo de la mariguana, pues de entrada los expendios de la droga tendrán prohibido vender a los turistas.

"Mi gobierno no va a vender mariguana; van a vender las mismas instituciones que venden todos los remedios en las farmacias, y la van a vender identificando a quién le venden, identificando una ración", destacó el presidente y ex guerrillero montonero.

Mujica, quien ha ganado fama por donar el 90 por ciento de su salario y se niega a vivir en palacio presidencial o a usar corbatas, reconoció que parte de la población uruguaya teme a la venta de la mariguana, pero dijo que es mayor el temor al narcotráfico.

El presidente explicó que se trata de una tradición de su país y ejemplificó que "en 1914 Uruguay nacionalizó la producción de alcohol de boca (para beber) y el único que vendía era el Estado".

"Durante 50 años, el Uruguay vendió alcohol de boca más caro, era bueno, no envenenaba; y acá (en Estados Unidos) luego inventaron la prohibición y así les fue", indicó, en referencia a las mafias estadunidenses de la década de 1930.

"Nosotros tenemos mucha experiencia en eso y queremos hacer un experimento bien controlado", declaró el presidente.

NOTIMEX