MULTIMEDIOS DIGITAL
14 de enero de 2016 / 10:53 a.m.

México.- Hace casi dos meses se dio a conocer que Charlie Sheen es portador de VIH desde hace cuatro años, y desde ese momento una lluvia de polémica cayó sobre el actor.

La más reciente fue esta semana, cuando dio a conocer que había dejado de tomar sus medicamentos para comenzar un tratamiento en México, sin embargo, éste en lugar de ayudar terminó por perjudicarlo, pues sus niveles de virus en la sangre aumentaron.

Tras la fallida alternativa, el actor volvió a tomar su pastillas, las cuales, reveló su representante, tiene un costo de cuatro mil dólares al mes.

Sheen debe tomarse tres pastillas al día.

Hace unas semanas, su ex asistente personal dijo que cuando el actor comenzó a tomar dichos medicamentos, los efectos secundarios eran muy fuertes, pues le provocaban mareos, náuseas e inclusive le quitaban el apetito.