Pasar al contenido principal
+

Próximos 5 días

Miércoles
Jueves
Viernes
Sábado
Domingo
Lunes
Martes

Pronóstico en video

Una victoria sin control

A pesar de los tres puntos ante Cruz Azul, Tigres se vio inoperante en el medio campo durante buena parte del partido.

EDUARDO TORRES | @EDUTORRESR

Jugando en la cancha del Estadio Azul Tigres llegó a 28 puntos, con eso amarró su clasificación a la liguilla y su triunfo para muchos pone punto final a algunas dudas, aunque para otros solamente les dio más peso.

Cruz Azul jugó este partido en una lucha por acercarse también al boleto de la fiesta grande, y jugaron demostrando esa necesidad de triunfo. Pero algunos errores terminaron por darle a Tigres la victoria definitiva.

El primer tiempo y su inoperancia

Francisco Silva inauguró muy temprano el marcador con un golazo de media distancia que Nahuel no alcanzó a atajar, pero después de eso el juego entró en un limbo de centrocampistas. Las faltas fueron constantes durante estos primeros 45 minutos, Cruz Azul pegó ilegalmente en 14 ocasiones y Tigres en 9, un duelo muy pausado que Ricardo Ferretti no le hallaba la forma.

Era muy claro que a los felinos les faltaba creatividad y enlace en el mediocampo, aunque Edu Vargas ha adquirido esa función la tarde del sábado se mostró deficiente; Dueñas no era capaz de salir jugando ni combinando, Carioca recuperaba y soltaba sin atreverse a hacer algo distinto, porque tampoco es como que tuviera las grandes oportunidades de hacerlo.

Entre todas esas 14 faltas, Mena fue amonestado por pegar y de nuevo casi al final por una mano dentro del área para marcar un penal y que Juninho empató el juego, aunque el merecimiento era muy poco.

Los cambios y el control que se perdió

Sabiéndose superiores en cantidad de hombre y carentes en la creatividad y enlace del mediocampo hacia el ataque, Ricardo Ferretti decidió sacar a Alberto Acosta quien había estado trabajando como un carrilero por izquierda en el sistema 3-4-3, metió a Lucas Zelarayán para jugar 4-3-3 con el chino de interior por izquierda. La defensa se ajustó recorriendo a Torres Nilo de stopper a marcador de punta por izquierda.

Con un pase elevado de Carioca a Gignac y una mala salida de Corona, Vargas tuvo el 1-2 que no desaprovechó y le dio la vuelta al marcador, pero después de eso con todo y la inferioridad numérica Cruz Azul comenzó a controlar el juego, hizo algunos ajustes desde el banquillo para mejorar la ocupación de los espacios.

Tigres perdió por completo el control del partido, se jugaba al ritmo que quería Cruz Azul y en zonas de la cancha que les convenía a los cementeros; se perdieron en varias ocasiones el empate, así como Tigres no pudo conseguir el tercer gol con los contragolpes tras el ingreso de Damm.

Insatisfacción

El equipo puede estar tranquilo por el triunfo y la clasificación, pero sobrellevando así los partidos le puede costar mucho en la liguilla, y los jugadores junto con el entrenador deben estar conscientes de ello.

@edutorresr





gw