Pasar al contenido principal
+

Próximos 5 días

Pronóstico en video

Dueñas, casi fuera para el juego de vuelta

De acuerdo a médicos especialistas en lesiones de deportistas, el tiempo de recuperación mínimo para una contusión cerebral es de una semana.

Luego de encontrarse que tenía una contusión cerebral por un choque de cabezas con Dorlan Pabon, el jugador de los Tigres Jesús Dueñas se quedó hospitalizado este jueves y es poco probable que juegue la Vuelta ante Rayados.

Los felinos entrenaron por la mañana en el estadio Universitario, tras la derrota por la mínima diferencia, mientras que el "Pollo" permanecía en observación en el hospital.

De acuerdo a médicos especialistas en lesiones de deportistas, el tiempo de recuperación mínimo para este tipo de problemas es de una semana.

En una entrevista concedida a medios internacionales previo al Mundial de Rusia, David Braunreiter, especialista en ortopedia, del Houston Methodist Hospital, destacó que uno de los principales retos que enfrentan los médicos es la presión de los jugadores o cuerpo técnico para que el futbolista regrese lo antes posible a la cancha.

Sin embargo, resaltó, el tiempo de convalecencia del jugador es importante para una buena recuperación de su salud.

“El tiempo mínimo para que un jugador se recupere de los síntomas de una contusión es al menos de una semana. Todo jugador conmocionado debe descansar lo suficiente antes de regresar al terreno de juego”, afirmó

Dueñas se golpeó la cabeza durante el primer tiempo de la Ida de la Semifinal cuando disputó una pelota por alto con Pabon, sacando la peor parte.

En las imágenes de televisión se veía a un Dueñas con la mirada perdida, desorientado y que reaccionó hasta que las asistencias médicas le dieron a oler sales de amoníaco.

Tras el partido el jugador felino fue llevado a un hospital para hacerle radiografías y tenerlo bajo estricta observación médica.

El duelo de Vuelta de esta Semifinal será este sábado a las 19 horas, apenas tres días después de sufrir esta lesión, por lo que verlo jugar o al menos en la banca se antoja muy poco probable.

De hecho la recomendación del cuerpo médico del club será no arriesgarlo a una lesión más grave que pueda atentar con su carrera.