Los muertos que la violencia en el futbol dejó y que la Liga MX no reconoció Pasar al contenido principal
+
Próximos 5 días
Pronóstico en video

Los muertos que la violencia en el futbol dejó y que la Liga MX no reconoció

La violencia del Clásico Regio rozó oscuros pasajes que envuelven al futbol mexicano, los cuales cobraron vidas y cuyos casos fueron evadidos por el máximo circuito

Los actos violentos generados previo al Clásico Regio entre Tigres y Monterrey, rozaron una tragedia conocida para la Liga MX.

El caso del joven seguidor de Tigres, que sigue peleando por su vida luego de haber sido golpeado y apuñalado por aficionados de Monterrey, pudo haberse unido a dos casos donde los afectados no tuvieron la misma suerte.

En ambos casos, la Liga MX no se hizo cargo ni respondió por los decesos de un velador cerca del Estadio de Irapuato y un menor aficionado del América, apuñalado a unos 15 kilómetros de la casa de Gallos Blancos.

LA MUERTE DE CRISTIAN BRINGAS

Cristian Bringas, un joven de 16 años seguidor del América, falleció en enero del 2012 cuando regresaba de un partido que las Águilas disputaron en la Corregidora ante el Querétaro.

El menor de edad murió apuñalado a la altura de El Colorado, en el municipio de El Marqués, ubicado a unos 15 kilómetros del estadio de Querétaro, en un choque entre barras de ambos equipos.

La Liga argumentó que debido a la lejanía del punto del conflicto con el inmueble deportivo, no se podían hacer cargo de la seguridad de la barra azulcrema.

Días después, fue presentado José Miguel Urbina, como responsable del asesinato de Cristian Bringas.

LA POLÉMICA DE DECIO DE MARÍA