Pasar al contenido principal
+

Próximos 5 días

Pronóstico en video

Detienen a mujer por fraude a negocio de construcción

De acuerdo con las primeras investigaciones, la responsable había estado desviando dinero a una cuenta personal por alrededor de 10 meses.

ESCOBEDO.- Elementos de la Agencia Estatal de Investigaciones detuvieron con orden judicial a una mujer que, durante 10 meses, cobró para sí misma diversa mercancía, cuando laboraba para un negocio de materiales para construcción.

Los reportes señalaron que la sospechosa, quien ya se encuentra recluida en el penal del Topo Chico, les requirió a decenas de clientes que depositaran sus pagos en su cuenta personal, aunque no se precisó el monto desviado.

A disposición de un juez de Control y de Juicio Oral Penal se encuentra Esther Idalia C., de 35 años de edad, quien fue capturada por elementos ministeriales asignados a la Subdirección de Homicidios.

La mujer fue ubicada y detenida a temprana hora del miércoles, cuando caminaba tranquilamente y muy quitada de la pena, por la avenida Las Torres, en el Parque Industrial Escobedo.

A ella le indicaron, al momento de abordarla, que tenía pendiente una orden de aprehensión por el delito de abuso de confianza, motivo por el cual debía ser recluida en el Centro de Reinserción Social Topo Chico.

De acuerdo con las imputaciones que formuló un agente del Ministerio Público, Esther Idalia laboró para la empresa Comercial de Materiales Auxiliares de Construcción, S.A. De C.V. (COMACSA).

Trascendió que, entre noviembre 2014 y septiembre 2015, se desempeñó en el área de ventas de la referida compañía, por lo que tenía trato directo con los clientes y acceso a la respectiva cobranza.

Con el paso del tiempo los administradores se dieron cuenta del faltante, por lo que efectuaron las respectivas auditorías, determinando la probable conducta ilegal de la trabajadora.

De las investigaciones iniciales se desprendió que, presuntamente, la empleada contactó a diversos clientes para pedirles que los pagos los hicieran en una cuenta bancaria distinta a la del negocio, como normalmente se hacía.

Ella les proporcionó un número de cuenta para que efectuaran los depósitos correspondientes al pago de mercancía, siendo dicha cuenta de su uso personal.

dezr