Pasar al contenido principal
+

Próximos 5 días

Pronóstico en video

Angela Merkel se perderá apertura de cumbre G-20 tras problemas de avión

La canciller alemana reanudará su viaje a Buenos Aires el viernes temprano, pero el largo tiempo de vuelo significa que llegarán después de que los líderes mundiales comiencen sus conversaciones.

| Reuters

COLONIA. - La canciller alemana, Angela Merkel, se perderá la apertura de la cumbre del G-20 en Argentina luego de que su avión oficial debió realizar un aterrizaje no programado por problemas técnicos, dijeron el jueves a última hora fuentes de la delegación alemana.

Merkel y el ministro de Finanzas alemán, Olaf Scholz, reanudarán su viaje a Buenos Aires el viernes temprano, pero el largo tiempo de vuelo significa que llegarán después de que los líderes mundiales comiencen sus conversaciones.

El Airbus A340 que llevaba a Merkel y su delegación a la cumbre del G-20 debió cambiar la ruta después de que surgieron problemas técnicos a una hora de iniciado el vuelo de 15 horas, y aterrizó en el aeropuerto de Colonia-Bonn.

El capitán del avión dijo a los pasajeros que había decidido aterrizar después del "mal funcionamiento de varios sistemas electrónicos", pero subrayó que no había riesgo de seguridad

Merkel y otros pasajeros permanecieron inicialmente a bordo del avión, llamado "Konrad Adenauer", mientras los mecánicos inspeccionaban sus frenos y varios camiones de bomberos esperaban cerca, según un reportero de Reuters a bordo.

No hubo detalles disponibles de inmediato sobre la causa de los problemas técnicos. El blog militar alemán Augengeradeaus informó que el transpondedor del avión estaba transmitiendo el código 7600, que se refiere a un mal funcionamiento de la radio.

Más tarde, la delegación viajó en autobús a un hotel en Bonn. Las fuentes de la delegación dijeron que un avión oficial diferente llevaría a Merkel y Scholz a Madrid, donde harían un trasbordo a un avión comercial para el tramo final del viaje.

La demora complicará el cronograma de Merkel en cumbre, donde los miembros del G-20 ya esperan enfrentar negociaciones muy difíciles sobre varios asuntos.

dat